¿Cuánto valen las promesas económicas de Putin? | El Mundo | DW | 07.02.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

¿Cuánto valen las promesas económicas de Putin?

Vladímir Putin se registró como candidato para las elecciones presidenciales de marzo en Rusia. ¿Qué prometió en 2012 y qué ha cumplido?

"En mi opinión, los ciudadanos rusos no deberían discutir únicamente sobre las cualidades positivas o negativas de los políticos -lo cual no es malo en sí mismo-, sino que también deberían debatir sobre el contenido de la política y los programas que cada político quiere poner en marcha”, escribió Vladímir Putin en un artículo en enero de 2012.

Como candidato presidencial, él tampoco había presentado todavía programa alguno. En su página web había únicamente un borrador del programa electoral del partido Rusia Unida, sin cifras ni objetivos concretos. Pese a ello, Putin escribió a comienzos de ese año siete largos artículos en los que describía la situación del país y exponía su visión para Rusia.

Puestos de trabajo bien pagados y menos pobreza

"La creación de 5 millones de nuevos puestos de trabajo altamente cualificados y bien pagados para personas con alto nivel de formación no es una frase bonita, sino una necesidad apremiante para un bienestar mínimo”, subrayó Putin en uno de estos artículos. Poco después fijó el año 2020 como objetivo. A día de hoy, sin embargo todavía parece una meta muy lejana. En 2014 la Oficina de Estadística, Rosstat, registró 16,37 millones de puestos de trabajo de esas características. Hasta 2014 el número creció un poco, pero en 2015 descendió a la cifra de 15,98 millones. No hay disponibles estadísticas más recientes.

"Entre el 10 y el 11% de nuestros ciudadanos viven con sus ingresos por debajo de la línea de pobreza. Por razones muy diferentes. Pero para finales de esta década habremos solucionado este problema”, prometió Putin. Llegando al final de su mandato, sin embargo, se ha dado más bien un paso atrás. Según datos oficiales, a finales de 2017 eran 20,3 millones, alrededor de un 14% de la población, los rusos que sobrevivían por debajo de esta línea de pobreza.

Mejora de los salarios, las pensiones y las becas

"El salario medio en la economía crecerá en términos reales entre un 1,6 y un 1,7%, hasta 40.000 rublos en el nivel de precios de 2011. En términos nominales, naturalmente, será mayor”, afirmó el mandatario ruso antes de las elecciones de 2012. Las cifras oficiales indican que el salario nominal medio ascendió a aproximadamente 38.000 rublos. El incremento de los salarios reales fue insignificante. Están en niveles de 2012.

Asimismo, Putin aseguró que "las becas para aquellos que de verdad lo necesidad” proveerían "lo mínimo para la subsistencia de un estudiante”. "Eso significa el aumento de las becas a 5.000 rublos al mes”, dijo. Pero la subida de la cuantía de las becas ni se aproximó a lo pronosticado por Putin. En el presente, la beca académica es de 1.500 rublos y la beca social, de unos 2.000.

Putin también prometió subir las pensiones, y hacerlo de forma que "la subida no se vea erosionada por el aumento de los precios”. Esto sí lo cumplió. En total, durante su mandato las pensiones reales han crecido ligeramente.

Russland Wladimir Putin (Reuters)

Vladímir Putin, durante su investidura como presidente de Rusia, el 7 de mayo de 2012

Diversificación de la economía y más justicia

Hace siete años, Putin abogaba por una diversificación de la economía del país, "en la que además del actual complejo energético y de combustibles se desarrollen otras áreas competitivas”. Aseguró que para 2020 la participación de las actividades altamente cualificadas e intelectuales habría crecido en un 1,5%”. Según Rosstatt, este porcentaje se encontraba en el 19,7% en 2011 y en 2016 había aumentado al 22%. También auguró que las exportaciones de alta tecnología se duplicarían. No hay datos anteriores a 2013, pero dichas exportaciones habían aumentado del 10,2% ese año al 14,2% en 2016. Del año pasado no se han publicado las estadísticas.

Ver el video 01:49
Now live
01:49 minutos

Detenido el líder opositor ruso Alexéi Navalni

"Con la reducción de la inflación, las hipotecas serán más baratas”, señaló Putin en 2012. Entonces el tipo de interés medio para las hipotecas estaba en el 11,9%. Durante la mayoría de su mandato, ese porcentaje estuvo por encima del 12%. Pero, a medida que se acercan las elecciones, el tipo de interés va descendiendo de manera más visible. En diciembre de 2017 se situó en el 10,78%.

Otra tarea importante para Putin era "la reducción de las desigualdades materiales”. Aquí los cambios han sido mínimos. De acuerdo con Rosstat, en 2011 el 20% de los rusos más ricos tenía el 47,4% de los ingresos, y el 20% de los rusos más pobres solo percibía el 5,2%. En 2016, las cifras eran de 47,1% y 5,3%, respectivamente. 2017 aún no aparece en los datos oficiales.

Mejor clima de negocios y un presupuesto equilibrado

En 2012, Putin aspiraba a acercar a su país en el Índice Doing Business del Banco Mundial a los "mejores indicadores” de los países cuya situación pudiera compararse. Advirtió, por ejemplo, que la vecina Kazajstán ocupaba el puesto 47, mientras que Rusia se mantenía en el 120, y prometió colocar a su patria entre los 20 mejores en 2018. Lo consiguió solo a medias: a finales de 2017 Rusia estaba en el puesto 35, uno por delante del vecino kazajo.

Putin también esperaba "establecer un equilibrio entre los ingresos y los gastos públicos”. Pero en todos y cada uno de los años de su mandato terminó habiendo déficit, con una grieta cada vez mayor entre gastos e ingresos. En 2012 el déficit era de 12.000 millones de rublos. En 2013 y 2014 sobrepasó los 300.000 millones y en 2015 alcanzó casi los dos billones. 2016 casi presenció el récord de tres billones. En el año pasado, según datos provisionales, la cifra se situó en 1,5 billones de rublos.

Autor: Ilya Koval (EAL/ERS)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema

Publicidad