COVID: Alemania exhausta con las restricciones | Alemania | DW | 26.02.2021
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania

COVID: Alemania exhausta con las restricciones

Los alemanes se sienten agotados por las restricciones debido al coronavirus. Psiquiatras y psicólogos advierten que prolongar el confinamiento podría tener efectos graves a largo plazo en la sociedad y la salud mental.

A pesar de meses de duras retricciones en Alemania, los casos de COVID-19 han comenzado a aumentar de nuevo y algunos expertos coinciden en que el país se dirige hacia su tercera ola pandémica. La vacunación funciona con más retraso que en otros países, como por ejemplo en Estados Unidos o el Reino Unido.

Restricciones, menos populares

"Hasta ahora, todos los datos y encuestas muestran que una gran mayoría todavía cumple las medidas", dijo a DW Rolf van Dick, profesor de psicología social en la Universidad Goethe de Frankfurt. "Pero creo que habrá una minoría que no lo hará, y aumentará cuanto más dure el confinamiento", afirmó.

Según una encuesta de la emisora pública alemana ARD, publicada el 19 de febrero, mientras una estrecha mayoría todavía apoya las restricciones, el 27% de los alemanes cree que la normativa actual va demasiado lejos, un 5% más que hace dos semanas. Solo el 16% cree que las restricciones por el coronavirus no van lo suficientemente lejos, frente al 24% de la encuesta anterior.

Es uno de los índices más bajos de apoyo a las restricciones desde que se adoptaron las primeras medidas hace casi un año. "La falta de perspectivas a largo plazo ha agotado a la gente, sobre todo en los meses de invierno", dijo el psicólogo Stephan Grünewald, miembro del consejo asesor de expertos sobre la pandemia del estado alemán de Renania del Norte-Westfalia. El experto investiga los efectos a largo plazo de los confinamientos en la población. Hay gente que cree que estaremos "atrapados en un confinamiento eterno", sugirió.

Manifestación en Berlín contra las restricciones

Manifestación en Berlín contra las restricciones por coronavirus

Riesgo de violencia y disturbios

En los Países Bajos, en enero un nuevo toque de queda más estricto desencadenó disturbios en las calles. Se han visto escenas similares, de violencia a menor escala, en varias ciudades alemanas, instigadas por quienes se oponen a las restricciones.

Grünewald dijo a DW que, a partir de su investigación, está claro que las restricciones pueden llevar a un "aumento de la frustración y la agresión" en la sociedad. Además señaló que no son necesariamente los extremistas los que se vuelven violentos, sino los ciudadanos de a pie, que simplemente están cansados del confinamiento.

"Los disturbios [en los Países Bajos] comenzaron sobre todo por jóvenes que estuvieron de fiesta y luego hubo conflictos con la policía. Eso puede suceder en cualquier lugar y escalar rápidamente, más aún si hay alcohol de por medio”, según van Dick.

Los escépticos podrían aumentar 

Los escépticos y teóricos de la conspiración organizaron varias grandes manifestaciones sin mascarilla para protestar contra el bloqueo en ciudades alemanas en 2020. Fueron y son calificados de minoría extremista por la mayoría de los medios y el espectro político.

Pero el psiquiatra Grünewald cree que estos grupos pueden volver a ganar popularidad si se produce un confinamiento prolongado. "Hasta ahora en la pandemia, a los negacionistas del coronavirus se les mantuvo a raya por el alarmante número de muertos. Pero ahora, con más vacunas, los teóricos de la conspiración y los negacionistas pueden volver a convertirse en fuerzas poderosas", explicó.

El psiquiatra Jan Kalbitzer, experto en medicina del estrés, cree que la reconciliación con los negacionistas del coronavirus será clave en el futuro para construir una sociedad unida en la próxima etapa de la pandemia. "El reto es animar a la gente a volver a la realidad, y no simplemente decirles que están equivocados", explicó. "Es necesario asegurar que la realidad es más atractiva", matizó.

Ministro de Salud alemán, Jens Spahn

El ministro de Salud alemán, Jens Spahn, ha sido criticado por la oposición por prometer medidas y no cumplirlas

Responsabilidad individual

Kalbitzer se encuentra entre los que también creen que la comunicación de los líderes será clave para mantener a la población de su parte. "Hemos visto una 'individualización de la responsabilidad' en esta pandemia", explicó.

Pero la responsabilidad individual es más bien una píldora amarga para los ciudadanos, cuando los mismos ministros parecen no cumplir sus promesas. El ministro de Salud alemán, Jens Spahn, ha prometido pruebas rápidas para todos, pero la implementación ha sido más lenta de lo esperado. Esta semana, Spahn fue calificado de "ministro de anuncios" por la oposición en el Parlamento alemán, porque siempre anuncia medidas, pero nunca las cumple.

Perspectivas claras

La honestidad y los objetivos realistas son ahora más importantes que nunca, cree Grünewald. "Lo que ahora es importante son las perspectivas claras, no solo el 'cuándo' sino también el 'cómo'", explicó. "La comunicación política debe seguir siendo coherente y uniforme; debe basarse en criterios, y los criterios deben estar siempre bien explicados", coincidió van Dick.

(rmr/ers)