COVID-19: en Bruselas se aboga por el desbloqueo a Cuba | Las noticias y análisis más importantes en América Latina | DW | 21.07.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

América Latina

COVID-19: en Bruselas se aboga por el desbloqueo a Cuba

Para enfrentar la pandemia, Cuba necesita que desbloqueen su economía: en la Eurocámara, un grupo solidario aboga por ello. Bruselas, a diferencia de Washington, coopera con La Habana. El disenso no falta.

Una donación de un lote de mascarillas, kits de diagnóstico y respiradores no pudo llegar a Cuba. A la empresa transportista estadounidense no se le permitió operar debido al bloqueo de Estados Unidos. Otro lote de respiradores tampoco pudo ser comprados, según información oficial, en el suministrador habitual, porque ahora está en manos norteamericanas. Debido a esta clase de ejemplos, en plena pandemia del COVID-19, “abogamos por que, desde la Unión Europea, se haga un esfuerzo para que se acabe el bloqueo y la asfixia a Cuba”, explica a DW Javier Moreno, eurodiputado que preside el Grupo de Amistad y Solidaridad con Cuba en la Eurocámara. 

En una carta dirigida a Josep Borrell, alto representante de la Política Exterior de la UE, este grupo de solidaridad pregunta si se piensa promover activamente, ante los contrapartes norteamericanos, el desbloqueo de la Isla. Tanto Naciones Unidas como el propio Consejo de ministros europeos de Exteriores han solicitado la “excepción humanitaria” para países como Cuba, Venezuela e Irán, de tal manera que puedan acceder a los suministros necesarios para combatir la pandemia.

Momento esperanzador

El Grupo de Amistad y Solidaridad con Cuba existe desde hace veinte años. “Como respuesta a la 'Posición común' del Consejo de la UE (que condicionaba todo acuerdo y relación con La Habana a avances en derechos humanos), en la Eurocámara surgió este grupo para dar a conocer Cuba, en contra de todos los prejuicios”, sigue Moreno. Cabe resaltar que, en las instituciones europeas, los españoles, por su cercanía histórica, han ejercido mucha influencia en las políticas de la UE hacia América Latina. “Hace 20 años fue el Gobierno de José María Aznar quien llevó al Consejo Europeo al bloqueo de Bruselas a la isla”, recuerda Moreno.

La “Posición común” quedó derogada en diciembre de 2016 con la firma del Acuerdo de Cooperación y Diálogo Político. “Era un momento muy esperanzador”, apunta Moreno. En julio de 2015 Washington y La Habana habían restablecido relaciones, después de 54 años.

Entretanto, a las esperanzas truncadas de lograr el desbloqueo en la era Obama se ha sumado el recrudecimiento de sanciones económicas por parte de Washington a La Habana. Para muestra un botón: según información oficial, entre abril de 2018 y marzo de 2019, el sector sanitario de la Isla sufrió daños que superan los 104 millones de dólares.

Ahora, la escasez de combustible –debido a las medidas especiales impuestas en 2019 que castiga a las navieras, aseguradoras y armadoras– dificulta aún más la respuesta del sistema de salud cubano. “Por eso nos parece muy impresionante lo que lograron las misiones de médicos cubanos para apoyar en Lombardía en marzo de este año”, resalta Moreno.

Ayuda humanitaria no desbloqueo

Si, para el presidente de este grupo de solidaridad, décadas de bloqueo dejan claro como el agua que ésa no es la vía por donde más se avanza, otras tendencias en la Eurocámara –con 751 diputados de 27 países europeos– ven en la presión y las medidas coercitivas un mecanismo válido. 

“Es verdad que con la pandemia la situación ha empeorado. Apoyamos toda la ayuda humanitaria que se pueda dar a países como Cuba y Venezuela, pero no vemos razón para abogar por mayor apertura, debido a que la situación de los derechos humanos no ha mejorado”, comenta a DW Dita Charanzova, eurodiputada checa, integrante del bloque liberal (Renew).

Libertades fundamentales

Charanzova, vicepresidenta de la Eurocámara, en otra carta a la diplomacia europea, cuestionó junto con eurodiputados de su bloque, si la diplomacia europea piensa tomar medidas por el uso de la Ley Decreto 370. Esta prevé altas multas y hasta seis meses de prisión para quienes no respeten que las tecnologías de la comunicación son un “instrumento para la defensa de la revolución”.

Federica Mogherini in Kuba (Reuters/A. Meneghini)

En el marco el Acuerdo logrado en 2016, Federica Mogherini, Alta Representante de la Política Exterior Europea, se encuentra con Bruno Rodríguez, ministro cubano de Exteriores (septiembre 9, 2019)

“Esta ley se usa para reprimir activamente la libertad de expresión”, plantea Charanzova que querría ver activado algún mecanismo de presión. “En la situación actual, nuestro apoyo debe encaminarse a que haya los recursos y equipos médicos suficientes, eso no requiere levantar sanciones ni pedir a otros países que lo hagan”, opina Charanzova recordando que, en el Acuerdo consta el respeto a las libertades fundamentales y los derechos humanos. 

“Los derechos humanos son universales y queremos dialogar con Cuba sobre ello y lo que haga falta en el marco de nuestro acuerdo de cooperación”, comenta Moreno al respecto. Entretanto, la cooperación europea busca mecanismos para apoyar la estrategia nacional de combate a la pandemia y también oportunidades de cooperación en la investigación del coronavirus.

“Estamos en un momento histórico. Para avanzar, Washington haría bien en entablar un diálogo con La Habana. Nosotros profundizamos el nuestro”, concluye Moreno.

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

 

DW recomienda