Corea del Norte y del Sur: ¿no habrá conversaciones? | El Mundo | DW | 11.06.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Corea del Norte y del Sur: ¿no habrá conversaciones?

Corea del Norte y del Sur no se pusieron de acuerdo sobre las delegaciones que las representarían en un diálogo previsto para este miércoles y jueves en Seúl. No está claro si el encuentro fue suspendido o postergado.

Corea del Sur y Corea del Norte cancelaron unas conversaciones de alto nivel interrumpidas hace seis años y que estaban previstas para el miércoles, dijeron funcionarios surcoreanos, luego de un desacuerdo sobre los rangos diplomáticos de los jefes de ambas delegaciones.

Según los medios surcoreanos, el gobierno propuso como jefe de la delegación al viceministro de Reunificación, Kim-nam Shik. Kim Hyung-suk, portavoz del Ministerio de Unificación del Sur, dijo a periodistas que Corea del Norte había manifestado a Seúl que la elección del delegado de Corea del Sur era una "grave provocación". Pyongyang había amenazado con retirar la oferta de diálogo si Seúl no enviaba delegados de nivel ministerial, indicó el portavoz del ministerio surcoreano.

Por su parte, Seúl esperaba que Pyongyang enviase a un secretario del gobernante Partido de los Trabajadores de alto rango, un conocido asesor cercano al líder norcoreano Kim Jong-un, como indicio de que Corea del Norte tomaba seriamente el encuentro. Pero Corea del Norte envió una nota informando que sería un burócrata relativamente desconocido quien lideraría su delegación, indicó un portavoz del ministerio surcoreano. El portavoz dijo que la decisión de Corea del Norte sobre su delegado era "anormal" y que la persona escogida no era un representante genuino de las autoridades norcoreanas.

¿Suspendido o postergado?

Las tensiones aumentaron considerablemente entre ambas naciones tras la prueba nuclear realizada en febrero por Corea del Norte, pero la semana pasada Pyongyang aceptó de manera inesperada la oferta de diálogo de Corea del Sur, para hablar, entre otros temas, de la reanudación de proyectos económicos comunes.

El ofrecimiento llegó en momentos en que Pyongyang buscaba aparentemente reabrir los lucrativos acuerdos de negocios con Corea del Sur, mientras que Seúl intentaba componer los vínculos con su impredecible y fuertemente armado vecino.

El desacuerdo sobre los negociadores asignados parece ahora una reminiscencia de lo sucedido en encuentros previos, en los que detalles aparentemente menores se volvieron puntos clave que impidieron o demoraron los avances. No ha quedado claro si Corea del Norte está retirando su oferta de dialogar y retornando a una táctica hostil, pero Corea del Sur dijo que seguía abierta al diálogo cuando Pyongyang esté listo.

rml (dpa, reuters)

Publicidad