COP23: para la islas Fiyi hay mucho en juego | Ecología | DW | 03.11.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Ecología

COP23: para la islas Fiyi hay mucho en juego

La política climática internacional es laboriosa. Así será también la Conferencia de la ONU sobre el cambio climático COP23 en Bonn. Las islas Fiyi presiden la conferencia, una clara señal, también contra Donald Trump.

Es una novedad. La República de Fiyi debería ser el país anfitrión de la conferencia anual sobre el cambio climático de las Naciones Unidas, COP23, pero este grupo de islas no dispone de la capacidad para acoger a 25.000 personas, entre ellas, expertos, periodistas y activistas. La alternativa fue organizarla en la ciudad de Bonn del 6 al 17 de noviembre. Fiyi coordina la conferencia, mejor dicho el exgeneral Frank Bainimarama. El cambio climático es allí un tema muy relevante: es un problema decisivo que amenaza la existencia de sus habitantes.

 

Más información:

COP23: Trump no podrá acabar con el acuerdo climático

 

Fiyi y el cambio climático

Los ecologistas esperan que el primer ministro Bainimarama concilie en la conferencia los diversos intereses y muestre vías posibles para llegar a un acuerdo.

Sabine Minninger, experta en clima de Pan para el Mundo, ha visitado dichas islas varias veces: "Aprovecharán la conferencia para advertir de la vulnerabilidad de los territorios insulares de Fiyi. Están especialmente afectados por el cambio climático, por el aumento del nivel del mar. Las islas ya tienen el primer pueblo del mundo que ha tenido que reubicarse en Fiyi por el cambio climático”.

Frank Bainimarama.

El primer ministro de Fiyi, Frank Bainimarama.

Acuerdo de París, ¿y ahora qué?

Uno de los asuntos a tratar es concretar el Pacto de París de 2015. Según dicho acuerdo, todos los Estados se comprometen a cumplir sus objetivos climáticos para que la temperatura de la Tierra no aumente por encima de los dos grados.

La actual Ministra alemana de Medio Ambiente, Barbara Hendricks, espera de esta cumbre que "se de un paso adelante para aclarar cómo cumplir el Pacto de París. Suena, en un principio, poco espectacular, pero lo que se aprobó en 2015 en París fue como una ley mundial e innovadora. Para ello necesitamos ahora las normas de aplicación”.

Casi todos los Estados de la ONU apoyan el Acuerdo de París. Solo Turquía, Rusia e Irán tienen aún que ratificarlo. Además, hay otro gran problema: Estados Unidos.

Donald Trump y su fallida política climática

Y es que la política climática de Donald Trump está presente en todas partes. El presidente de Estados Unidos se retiró del Acuerdo de París, firmado por su antecesor, Barack Obama. Pero no es tan fácil abandonarlo. Estados Unidos puede hacerlo dentro de tres años y, por ello, habrá una delegación representando a Estados Unidos en la COP23.

"Me alegro mucho, porque, en realidad, el Ministro de Exteriores, Rex Tillerson, tiene una postura muy sopesada. Y confío en que la delegación estadounidense no interfiera en las negociaciones”, dijo Hendricks. Minninger, por su parte, no cree que haya otros países que vayan a abandonar el Pacto de París, como Estados Unidos: "Lo que comprobamos en las prenegociaciones de este mayo en Bonn fue que el mundo está aún más unido, precisamente por los grandes huracanes en el Caribe. El hecho de que Estados Unidos anunciara el abandono del Acuerdo de París, ha motivado más la unión entre los países”.

Donald Trump.

Donald Trump no está a favor del Pacto de París.

Merkel, Macron y otros famosos

El presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier, dará la bienvenida a ministros de Medio Ambiente y jefes de Estado durante la segunda semana de la conferencia en Bonn. Angela Merkel también acudirá a la cita. El presidente francés, Emmanuel Macron, también quiere expresar su opinión, a lo mejor junto a la canciller alemana. De California y para presentar la otra cara de Estados Unidos, estará el gobernador Jerry Brown, quien apoya la prevención del cambio climático y la ampliación del uso de la energía solar y eólica.

Barbara Hendricks.

Barbara Hendricks espera resultados positivos de la cumbre.

Alemania no cumplirá con su requisitos climáticos

Hendricks cree que los alemanes siguen siendo pioneros en la prevención del cambio climático, porque promueven el uso de energías renovables en todo el mundo.

Los ecologistas alemanes, por su parte, evalúan la situación de otra manera. Muchos creen que Alemania ha fracasado como país modelo en materia climática, porque no logrará cumplir sus propios objetivos climáticos. "Es así, porque en Alemania, sobre todo la industria del carbón sabotea la transición energética. Es así desde hace años. Por eso, Alemania no cumplirá sus objetivos climáticos hasta 2020”, dice Jan Kowalzig, experto en Clima de la organización Oxfam.

Jens Thurau (RMR/ER)

DW recomienda

Publicidad