Ciberacoso en el anonimato de la red | Así es Alemania | DW | 05.11.2010
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Así es Alemania

Ciberacoso en el anonimato de la red

Internet es un nuevo espacio de Libertad. Pero ofensas, amenazas y manifestaciones de odio contra grupos e individuos tienen también su espacio en la red.

default

"Te sientes como si todo el mundo estuviera contra ti", dice una joven víctima de 12 años.

Internet es un nuevo espacio de Libertad. Pero ofensas, amenazas y manifestaciones de odio contra grupos e individuos, tienen también su espacio en la red.

La imagen de la “aldea global” se asocia con gusto a los llamados nuevos medios de comunicación. Y como en la vida real, también en estos nuevos espacios virtuales, en comunidades digitales como Facebook y compañía, no sólo se intercambia de buena fe. Con los medios más modernos y al más alto nivel tecnológico se lanzan rumores al mundo, se calumnia, se miente, se amenaza.

NO FLASH Mobbing Schule

“To bully”, significa en inglés vejar, acosar, aterrorizar a alguien.

Víctima, victimario, o ambos a la vez

"Cada vez con más frecuencia se utiliza material fotográfico y de video, grabado con el teléfono móvil, jóvenes en situaciones penosas, por ejemplo, incluso en situaciones sexuales, que se propagan entonces en Internet, a través de Youtube o de las redes sociales”, explica la psicóloga social Catarina Katzer.

“Cyberbullying” llama Katzer a este fenómeno. “To bully”, significa en inglés vejar, acosar, aterrorizar a alguien. La científica de la Universidad de Colonia investiga desde hace varios años cómo los jóvenes utilizan los nuevos medios para reproducir un viejo comportamiento: la vejación premeditada de sus coetáneos.

Unos 1.700 jóvenes fueron encuestados en la primera investigación sistemática realizada por Katzer en Alemania en 2005. Resultado: cada quinto adolescente está involucrado en el “cyberbullying” o ciberacoso, sea como victima, victimario, o ambos al mismo tiempo.

Gewalt an der Schule

Algunos resuelven sus conflictos con compañeros de curso en el anonimato de la red.

"El mundo contra ti"

Diandra, de 12 años, pertenece a las víctimas. Tuvo una pelea con un compañero de clases. Éste le respondió en la red: una foto digital manipulada mostraba el rostro de Diandra sobre el cuerpo de una actriz porno.

“Te sientes como si todo el mundo estuviera contra ti, como si te dejaran solo, te metieran en un hueco y te pisotearan sin que nadie te ayude”, recuerda la adolescente. Y como si fuera poco, la experiencia empeora porque Internet no conoce el olvido, insiste Anja Schulze-Krumbholz, psicóloga de la Universidad Libre de Berlín. “Los contenidos están guardados por mucho tiempo y se puede acceder a ellos una y otra vez, así que el tema no se resuelve por sí solo. Se desarrolla una dinámica en la que el tema resurge una y otra vez. Y justo eso es lo que más afecta a los jóvenes en estas edades”.

El anonimato seduce

Lo peor es que los victimarios pueden moverse anónimamente en Internet, tomar diversas identidades. No tienen que mirar a sus víctimas a los ojos. Los usuarios se ven seducidos por el sentimiento de que les está permitido actuar con impunidad, opina Stephan Humer, sociólogo experto en Internet en la Universidad de las Artes de Berlín.

Deutschland Mobbing im Internet Flash-Galerie DIE MACHT DER DIGITALEN BILDER

“Los contenidos están guardados por mucho tiempo y se puede acceder a ellos una y otra vez, así que el tema no se resuelve".

“Cuando se trata de esa masa anónima que se atreve a tales cosas, veo paralelos con grandes concentraciones de personas, como en las manifestaciones masivas o los estadios de fútbol, en los que la masa de gente hace que el individuo se sienta seguro al sobrepasarse y hacer cosas que no haría de ninguna manera solo o en grupos más pequeños”, compara Humer.

En las redes sociales se organizan además “grupos de odio”. Arremeten contra famosos, contra políticos, contra otros grupos – contra otros adolescentes, por ejemplo. De ahí al contacto con la escena de extrema derecha van, muchas veces, sólo un par de clicks, apuntan las observaciones de la psicóloga social Catarina Katzer.

De grupos de odio a contactos extremistas

“Es interesante observar cómo adolescentes que destacan con frecuencia como ‘ciberacosadores’ también buscan con bastante frecuencia contenidos extremistas en la red”, asegura Katzer. En su estudio – del que han transcurrido ya cinco años – el 15 por ciento de los jóvenes investigados, con edades comprendidas entre los 10 y 19 años, habían tenido ya contacto con materiales y salas de chat de carácter fascista en Internet.

Flash-Galerie Mobbing Schule

En las redes sociales se organizan además “grupos de odio" contra famosos, contra políticos, contra otros grupos de adolescentes.

Nos guste o no, mientras más los jóvenes usan las redes sociales para organizar sus relaciones, más fuertes se tornan también las visiones, normas y prejuicios que el medio favorece. Ya lo dijo la ministra alemana de justicia hace un año: “el odio tiene que ser sacado de Internet”. Pero, ¿cómo? La regulación de este nuevo espacio de Libertad, sigue siendo una asignatura pendiente.

Autor: Matthias Hein (rml)

Editora: Emilia Rojas Sasse

DW recomienda