China rechaza las críticas de Occidente respecto a Xinjiang | El Mundo | DW | 30.10.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

China rechaza las críticas de Occidente respecto a Xinjiang

Se estima que 1,5 millones de uigures, kazajos, kirguises, huis y otros han sido colocados en campos de educación política en la región, según activistas de derechos humanos y Gobiernos extranjeros.

China und die Uiguren (picture-alliance/dpa/D. Azubel)

Un miembro de la minoría uigur en China pasa junto a las fuerzas de seguridad chinas en la atribulada región de Xinjiang, en el noroeste de China.

China calificó este miércoles (30.102.109) de "vergonzosas" las críticas de algunos países occidentales que denuncian supuestas detenciones arbitrarias, vigilancia y otras violaciones contra los uigures y otras minorías en la región de Xinjiang (noroeste).

"Algunos países han distorsionado los hechos", dijo el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Geng Shuang, durante una conferencia de prensa el miércoles. La intervención de Geng llega horas después de que un grupo de 23 países, incluidos Estados Unidos, Reino Unido y Alemania, criticaran a China por su trato a las minorías musulmanas en su región occidental de Xinjiang.

China defiende sus "centros de formación vocacional"

Durante la conferencia, Geng volvió a defender la existencia de "centros de formación vocacional" para "educar a aquellos influidos por el extremismo religioso" que, según las organizaciones de derechos humanos, son en realidad lugares de confinamiento para un millón de uigures y otras minorías musulmanas.

Ver el video 12:04

El reportero - Encerrados y vejados: Musulmanes en China

"En los últimos tres años no ha habido ni un sólo incidente violento en Xinjiang. La gente allí disfruta de estabilidad, solidaridad, una vida de armonía. Se sienten realizados, felices y seguros. Ahora tienen derecho a una vida mejor", señaló Geng Shuang.

Según el Gobierno chino, Xinjiang, región vecina a Asia Central y ligada culturalmente a los pueblos de esa zona, ha sufrido en las últimas décadas acciones terroristas, una situación que llevó al país a implementar un duro plan de seguridad.

Esta visión se opone a la posición expresada hasta ahora por buena parte de la comunidad internacional: "Instamos al Gobierno chino a que respete sus leyes y compromisos internacionales y respete los Derechos Humanos, incluida la libertad religiosa", expresó este martes la representante británica ante Naciones Unidas, Karen Pierce, en un comunicado conjunto firmado por 23 países.

FEW (EFE, dpa)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Publicidad