Biodiversidad en las ciudades: aún hay especies por descubrir | El Mundo | DW | 05.03.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Biodiversidad en las ciudades: aún hay especies por descubrir

Apasionados por la naturaleza descubrieron dos nuevos especies de insecto en un concurrido parque de Ámsterdam.

El parque Vondelpark de Ámsterdam, un paraíso para citadinos y animales.

El parque Vondelpark de Ámsterdam, un paraíso para citadinos y animales.

Los curiosos  habitantes de Ámsterdam querían demostrar que aún en el planeta hay especies desconocidas, incluso en las ciudades más visitadas del mundo. El Vondelpark se encuentra en el suroeste de Ámsterdam, y es todo menos remota. Incluso entre semana está llena de gente paseando, jugando fútbol, o platicando con amigos sobre el césped. Sin olvidar el sinnúmero de personas que van por la ciclovía. Al fin y al cabo, ¡esto es Holanda!

El Vondelpark no parece el lugar indicado para buscar nuevas especies de insectos, pero el biólogo Iva Njunjic piensa lo contrario: "La biodiversidad está todas partes, así aún no la conozcamos. Hasta en este lugar dominado por los humanos hay diversidad”. Njunjic trabaja para Taxon Expeditions, una organización holandesa que ofrece tours de ecoturismo principalmente a lugares como Borneo, Panamá y Montenegro.  

En 2019, dicha agencia turística emprendió un proyecto de ciencia ciudadana para buscar nuevas especies en una pequeña isla de reserva natural en el Vondelpark llamada "Koeienweide", o prados de vacas. Una expedición que duró una semana.

Un solo camino conduce a la reserva, que generalemente está cerrada y fuera del alcance del público. El Koeienweide es una isla rodeada de canales, en donde los pastos crecen libremente.

143 especies de polillas

Expertos en taxonomía de la Universidad Libre de Ámsterdam ayudan a los ciudadanos a identificar las especies descubiertas.

Expertos en taxonomía de la Universidad Libre de Ámsterdam ayudan a los ciudadanos a identificar las especies descubiertas.

Durante una semana, ocho investigadores aficionados pusieron trampas para capturar diferentes animales como arañas, escarabajos, gusanos o polillas. "No estoy seguro de cuántas especies hemos capturado, pero estoy sorprendido de la cantidad”, dijo a DW Norbert Peeters, un filósofo de Leiden.

Iva Njunjic dijo que el grupo capturó 143 especies solamente de polillas. Los expertos de taxonomía de la Universidad Libre de Ámsterdam han ayudado a los investigadores aficionados a identificar las especies con microscopio. Al final de las observaciones el grupo había descubierto 2 especies de insectos que no habían sido aún catalogados por científicos.

Njunic abre un pequeño contenedor de plástico para revelar uno de los descubrimientos: se trata de un pequeño punto negro, de no más de 3 milímetros de tamaño; pegado a un papel y que está perfectamente etiquetado. Ella explica que es una escarabajo que pertenece a la familia de los Leiodidae, que se alimentan de hongos y madera en descomposición. Estos coleópteros viven probablemente bajo tierra. "Creemos que se alimentan de materias orgánicas en descomposición u hongos, porque los hemos encontrado en una trampa con carne y queso”.

Su pene lo delató

¿Como supieron que este escarabajo era un descubrimiento? "Se distingue de su familia del sur de Europa por la forma de su pene” explica Njunjic, y se ríe.

"Cuando estudiamos los insectos comparamos los genitales masculinos.  Así que tuvimos que diseccionar su pene y observarlo bajo un microscopio”. El grupo de aficionados se inspiró en la banda "The Beatles” para darle el nombre a la nueva especie, como lo explica Njunjic. Y agrega que "es un poco injusto que todavía no haya ningún escarabajo (beetle en inglés) con su nombre”. El nombre completo de la nueva especie es Ptomaphagus Beatles.

El grupo de investigadores también ha descubierto una nueva especie de avispa parásita. Son pequeños insectos que ponen sus huevos en los cuerpos de otros invertebrados que tarde o temprano causan la muerte de sus huéspedes.

La nueva especie de avispa parásita se llama Aphaereta Vondelpark, honrando así el lugar donde fue descubierto.

Hay más para descubrir

El Vondelpark, un remanso de la naturaleza en Ámsterdam.

El Vondelpark, un remanso de la naturaleza en Ámsterdam.

Martin Kubiak, entomólogo del Centro de Historia Natural de la Universidad de Hamburgo, no participó del estudio, pero dice que el resultado de la expedición del Vondelpark "no es sorprendente”. Si bien la fauna de Europa Central está bien explorada en términos de especies vertebrados, mariposas y libélulas, todavía hay mucho por descubrir en el reino animal.

En 2011 biólogos de la Universidad de Halhousei en Halifax, Canadá, estimaron que hay un total de 8.7 millones de especies en la tierra. Hasta ahora los científicos han descubierto solamente 1.5 millones de especies.

"En un país como Holanda, las ciudades son biológicamente ricas en comparación con el campo”, explica a DW Menno Schilthuizen, biólogo del Centro de Biodiversidad Naturalis, de Leiden, Holanda. "Esto se debe a que la agricultura intensiva que está en todas partes”, concluye.

Los organizadores esperan que sus hallazgos destaquen la importancia de los insectos. "Aunque son muy pequeños, realizan tareas esenciales como la de oxigenar la tierra, descomponer la materia orgánica, y polinizar las plantas”, dice Iva Njunjic. "Todo el mundo quiere salvar los pandas y leones, pero en realidad los insectos son más importantes”:

(sv/jov)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |