Bancos deberán reservar 55.000 millones de euros para crisis | Europa | DW | 07.12.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Bancos deberán reservar 55.000 millones de euros para crisis

Los bancos europeos deberán reservar 55.000 millones de euros para épocas de crisis, señala este sábado (07.12.2013) el diario alemán Süddeutsche Zeitung en base a planes de la Comisión Europea para la concreción de una unión bancaria. De acuerdo con esta versión, el dinero debería ser transferido hasta 2025 o más tardar hasta 2028 a un fondo europeo de liquidación.

Hasta ahora, los bancos europeos han sido salvados de la quiebra mayormente con dinero de los contribuyentes. La Comisión aspira a que en el futuro se pueda evitar esta situación mediante las provisiones de los propios bancos y la participación de accionistas, acreedores y ahorristas.

Los Estados europeos coinciden en la necesidad de crear un control centralizado de los institutos crediticios europeos, pero aún no llegan a un consenso en detalles como quién deberá pagar hasta que se complete el fondo bancario y si deben ingresar fondos los 6.000 bancos de la eurozona o solo los 130 principales, dice el diario. Tampoco hay claridad sobre quién tomará la decisión de cerrar un banco. Se espera una solución hasta finales de año.

Schäuble habría cedido

El rotativo agrega que el ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, recibió el viernes 6 de diciembre en Berlín a sus pares de los cuatro mayores Estados de la eurozona, además del jefe del eurogrupo, Jeroen Dissjelbloem, el miembro del directorio del Banco Central Europeo Jörg Asmussen y el comisario europeo Michel Barnier, para exponer la posición de Alemania tras las negociaciones de coalición.

El diario cita a diplomáticos europeos según los cuales Schäuble ha cedido en algunos puntos. El ministro al parecer reconoce ahora que los tratados de la unión constituyen una base legal sólida para la prevista ley de liquidación de bancos y estaría dispuesto a conceder, por lo menos de forma transitoria, a la Comisión la última palabra a la hora de liquidar un banco. (dpa)

Publicidad