Banco Central Europeo mantiene tasas al cero por ciento | Europa al día | DW | 25.10.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Banco Central Europeo mantiene tasas al cero por ciento

El Banco Central Europeo (BCE) cumplió este jueves (25.10.2018) con el guion esperado al mantener invariable la principal tasa de interés de la zona euro en el cero por ciento, su mínimo histórico.

"El Consejo de Gobierno espera que los tipos de interés oficiales del BCE se mantengan en los niveles actuales hasta al menos durante el verano de 2019 y en todo caso durante el tiempo necesario para asegurar la continuación de la convergencia sostenida de la inflación hacia niveles inferiores, aunque próximos, al dos por ciento a medio plazo", anunció el guardián del euro.

La reunión del consejo de Gobierno del BCE tuvo lugar en medio de preocupaciones por una nueva crisis en la eurozona tras el choque entre Italia y Bruselas por los planes presupuestarios de Roma rechazados por la Comisión Europea, en un hecho hasta ahora inédito en la zona de la divisa común.

El BCE insistió una vez más en que dará por finalizado el multimillonario programa de compra de deuda con el que desde 2015 persigue impulsar la inflación y el crecimiento en el bloque a finales de diciembre, "siempre que los nuevos datos confirmen las perspectivas de inflación a medio plazo".

Esto se mantiene en línea con lo anunciado en junio, cuando el organismo anunció que reducirá su multimillonario programa de compras mensuales de activos desde los 30.000 millones de euros (35.000 millones de dólares) hasta los 15.000 millones de euros a partir de octubre y hasta diciembre. Ese mes abandonará el programa siempre que se observe que la inflación está avanzando de acuerdo con el mandato del organismo.

Sin embargo, hasta ahora falta el anuncio formal sobre el final del paquete de compras. Más allá de estas medidas, se espera que la rueda de prensa de Draghi se centre en las propuestas presupuestarias del Gobierno de Italia, la tercera economía más grande del bloque. El plan de aumentar el gasto público y el déficit ya ha sido rechazado por Bruselas.

El enfrentamiento entre Roma y Bruselas ha agravado las preocupaciones de los mercados sobre las perspectivas económicas de la eurozona en un momento, además, de tirantes conversaciones sobre la salida del Reino Unido de la Unión Europea, tensiones comerciales con Estado Unidos, el aumento de los precios del petróleo y la turbulencia de los mercados emergentes.

La inflación anual de la zona euro subió hasta el 2,1 por ciento en septiembre, desde el 2 por ciento de agosto, según los datos preliminares publicados el mes pasado. La subida de septiembre hizo que los precios al consumo se alejaran aún más del objetivo anual del BCE de una tasa de inflación ligeramente inferior al 2 por ciento. (dpa)

DW recomienda

Publicidad