Bagdad eleva el tono ante inminente referendo kurdo | El Mundo | DW | 24.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Bagdad eleva el tono ante inminente referendo kurdo

El gobierno del premier Haidar al Abadi exigió retomar el control de los aeropuertos de las provincias kurdas y pidió al mundo no comprar petróleo a esa región autónoma.

A un día del referéndum independentista kurdo, la situación se pone tensa en Irak. Este domingo (24.09.2017), el primer ministro Haidar al Abadi dijo en un discurso televisado que "el referéndum de secesión es una decisión unilateral, contrario a la Constitución y la convivencia pacífica y no vamos a reconocerlo ni tampoco sus resultados", al tiempo que subrayó que "dará pasos para preservar la unidad de Irak”.

 

Más información:

-Corte Suprema de Irak ordena suspender referendo kurdo

-Premier iraquí advierte a kurdos a días de referéndum

 

El primer ministro iraquí afirmó que su país se enfrenta a "un intento de división sobre bases étnicas y nacionales cuyo objetivo es romper la unidad", un argumento utilizado por las potencias occidentales para rechazar este plebiscito. Asimismo, culpó a los líderes de la región del Kurdistán de sus propios problemas económicos y rechazó que la crisis que vive la autonomía haya sido causada por Bagdad.

Además, acusó indirectamente a los dirigentes kurdos iraquíes de apropiarse de la producción diaria de 900.000 barriles de petróleo de la región, que equivale a "un cuarto" de la producción de todo Irak. Poco más tarde, el Consejo de Ministros para la Seguridad Nacional exigió al Kurdistán la entrega del control de sus pasos fronterizos, entre ellos los aeropuertos, y pidió a cooperación a la comunidad internacional.

Ofrecen negociar

Las acciones del gobierno central iraquí irán más lejos incluso, y pidió a la Fiscalía General que persiga a todos los funcionarios públicos "que participen en los trámites para la celebración del referéndum" y dijo que han estudiado los medios para "recuperar" los fondos de las cuentas bancarias de los responsables políticos del Kurdistán "en las que se deposita el dinero del petróleo".

Luego, hizo un llamado a dejar de comprar petróleo directamente al Kurdistán, en una apelación que parece tener como destino principal a Turquía, que es el país por donde transita el crudo producido en esa región autónoma iraquí. Por su parte, el presidente del Kurdistán, Masud Barzani, ofreció mantener una "larga" negociación con Bagdad tras el referéndum.

"Estamos dispuestos a iniciar negociaciones con Bagdad indefinidas, que pueden durar un año o dos o más, pero este diálogo se centrará en cómo podemos ser buenos vecinos, un diálogo constructivo y vamos a darle todo el tiempo", dijo. El líder kurdo adujo que esta consulta no se realiza para "delinear las fronteras e imponer estados en el Kurdistán" y señaló que están "preparados para el proceso con Bagdad", pero aclaró que "no volverán" al "acuerdo fallido" con el Gobierno central establecido en 2005 en la Constitución.

DZC (EFE, dpa, Reuters)

DW recomienda

Publicidad