Arabia Saudita: el príncipe heredero Mohammed bin Salman reconoce a Israel, pero ¿qué se esconde detrás? | El Mundo | DW | 04.04.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Internacional

Arabia Saudita: el príncipe heredero Mohammed bin Salman reconoce a Israel, pero ¿qué se esconde detrás?

El príncipe heredero de Arabia Saudita, Mohammed bin Salman, ha declarado que Israel tiene derecho a existir. ¿Cuáles son las razones detrás de esta afirmación? ¿Significa lazos más estrechos entre los dos países?

En una entrevista publicada el lunes (02.04.2018) en la revista estadounidense "The Atlantic", el príncipe heredero saudita, Mohammed bin Salman, dijo que Israel tenía derecho a existir.

El príncipe le dijo a la revista que Arabia Saudita no tiene problemas con el pueblo judío y también señaló que el profeta Mahoma "se casó con una mujer judía".

La declaración del príncipe heredero podría significar lazos más estrechos entre los dos países. "Israel es una gran economía en comparación con su tamaño y es una economía en crecimiento. Por supuesto que hay muchos intereses que compartimos con Israel, y si hay paz, habría mucho interés entre Israel y los países del Consejo de Cooperación del Golfo y otros como Egipto y Jordania", dijo Bin Salman. Tanto Arabia Saudita como Israel quieren contener a Irán, por ejemplo. La musulmana sunita Arabia Saudita ve al chiita Irán como su principal rival en la competencia por influencia en la región, e Irán juega un papel en los conflictos de Siria, Yemen y otras naciones.

Hassan Nafaa, profesor de ciencias políticas en la Universidad de El Cairo, dijo a DW que "Irán es el principal motivador" detrás de la postura cambiante hacia Israel. "Arabia Saudita considera que compite con Irán para liderar el mundo islámico y teme que éste podría ser dominado por los chiitas si queda bajo el régimen de Irán", señaló. Además, ambos países también temen que Irán pueda obtener armas nucleares. Arabia Saudita incluso probablemente le daría la bienvenida a que Israel ataque instalaciones en Irán donde se pueda estar desarrollando material nuclear, dijo Nafaa.

Atomkraftwerk Buschehr im Iran (picture-alliance/dpa/A. Taherkenareh)

Esta es una planta de energía atómica en Bushehr, Irán. Tanto Israel como Arabia Saudita temen que Irán obtenga armas nucleares.

"Puras tonterías"

Yossi Mekelberg, profesor de relaciones internacionales en la Universidad Regent de Londres, comentó a DW que el reconocimiento saudita sería muy importante para Israel en una parte del mundo que es hostil hacia su propia existencia. "Podemos ver que Israel es parte de la región y que tiene que haber negociaciones justas con los palestinos, pero todo el viejo lenguaje de que Israel debería ser completamente eliminado debería cesar", apuntó. Mekelberg dijo que los israelíes recibirían con agrado la declaración, mientras que los palestinos "no estarían tan complacidos porque sienten que los israelíes están recibiendo reconocimiento del mundo árabe sin darle a los palestinos las concesiones necesarias en el proceso de paz".

Lea también:

Trump agradece a príncipe saudí cooperación en defensa

En la administración de Obama, el secretario de Estado, John Kerry, viajó muchas veces a Israel y Palestina para facilitar las negociaciones. Durante la administración de Trump, Estados Unidos ha jugado un papel menos equilibrado, al declarar a Jerusalén como la capital de Israel, algo que fue rechazado por la mayor parte de la comunidad internacional. Quizás ahora como potencia regional, Arabia Saudita ha decidido posicionarse como un importante mediador de paz. "Tenemos que tener un acuerdo de paz para asegurar la estabilidad de todos y para tener relaciones normales", dijo el príncipe heredero en la entrevista.

Mekelberg dijo que Arabia Saudita estaba experimentando "cambios importantes" al revisar sus políticas, como prohibir a las mujeres que conduzcan y su postura oficial sobre Israel. Estos cambios están introduciendo al país en el siglo XXI, resaltó Mekelberg. "En lugar de apegarse a viejas políticas que no necesariamente funcionan, Mohammed bin Salman está reevaluándolas y diciendo que en este momento los intereses saudíes e israelíes se correlacionan, ¿y por qué no reconocerlo?", agregó. "Pondrá a Arabia Saudita en una muy buena posición para ser una fuerza regional que promueva la paz y un intermediario honesto en las negociaciones entre palestinos e israelíes".

Wesley Dockery (RRR/VT)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Enlaces externos