Alto ex directivo de Siemens a juicio por sobornos en el extranjero | Alemania | DW | 26.04.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Alto ex directivo de Siemens a juicio por sobornos en el extranjero

La justicia sigue investigando el sistema de cajas negras que hundió hace cuatro años en su peor crisis al gigante alemán. Toca su turno al más alto ex directivo de Siemens juzgado hasta ahora.

default

Administración de Siemens en Múnich.

Reinhard Siekaczek, uno de los responsables de la organización del sistema de cajas negras que hundió hace cuatro años en su peor crisis al gigante tecnológico alemán Siemens, aseguró haber informado personalmente al ex directivo Thomas Ganswindt de la existencia de la trama que aún enfrenta a la justicia en Alemania.

Ganswindt conocía perfectamente la existencia de los sobornos con los que la empresa trataba de lograr contratos en el extranjero, aseguró Siekaczek, que actúa como testigo ante el tribunal encargado del caso.

Un ex colega condenado acusa

Según Siekaczek, él mismo avisó al ex directivo de que se estaban pagando sumas millonarias para lograr licitaciones en países como Nigeria y Rusia y le pidió ayuda para frenarlas y sustituirlas por medios legales.

Ganswindt le prometió en su despacho que se ocuparía del caso, aseguró Siekaczek, que en 2008 fue condenado a dos años de prisión provisional y a una multa de 108.000 euros.

El testigo explicó que los sobornos se pagaban al principio a través de dos cuentas en Austria, pero cuando la situación se complicó y los sobornos se hicieron más difíciles a partir de 2001 y 2002, pidió ayuda a Ganswindt.

El "pez más gordo"

Thomas Ganswindt Siemens

Thomas Ganswindt, jefe de telecomunicaciones (2004-2006): el más alto directivo juzgado por este escándalo.

El hasta ahora directivo más alto juzgado por el escándalo fue responsable de 2004 a 2006 de la división de telecomunicaciones, donde comenzó la trama. Ganswindt enfrenta cargos de evasión fiscal y violación del deber de control ante la cámara primera comercial del Tribunal Provincial de Múnich. Antes que Ganswindt fueron condenados varios de sus ex colaboradores a multas y penas de prisión en suspenso.

En la última vista del juicio, un antiguo ejecutivo, Rainer Niedl, quien ocupó el cargo de responsable de la política de anticorrupción de la división de telecomunicaciones de Siemens, ICN, también admitió el pago de sobornos sin los que según dijo, hubiera sido posible hacer negocios en muchos países del mundo.

El testigo, sin embargo, dijo que no informó de ello a Ganswindt y aseguró que éste estaba dedicado de lleno a la reestructuración de su área de negocios y la supresión de puestos de trabajo.

Se sospecha que Siemens pagó alrededor de 1.300 millones de euros en sobornos (unos 1.700 millones de dólares) desde mediados de los 90 hasta 2007 para ganar contratos en el extranjero.

Los pagos incluyeron multimillonarias comisiones al gobierno argentino durante la presidencia de Carlos Menem (1989-1999) para un contrato de digitalización de documentos de identidad (dpa).

DW recomienda

ADVERTISEMENT