Alemania y el genocidio de los herero: el ″no″ a las reparaciones económicas continúa | Alemania | DW | 30.07.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania

Alemania y el genocidio de los herero: el "no" a las reparaciones económicas continúa

Los representantes de los herero de Namibia han demandado a Alemania ante un tribunal estadounidense. El caso muestra lo difícil que sigue siendo para Alemania la elaboración de su el pasado colonial.

La ministra tenía lágrimas en sus ojos: "Nosotros, los alemanes, admitimos nuestra responsabilidad histórico-política, moral y ética, y la culpa que los alemanes asumieron en ese momento", dijo Heidemarie Wieczorek-Zeul durante una visita a Namibia, en 2004. La entonces ministra de Desarrollo dio su discurso cerca de Waterberg, lugar donde los soldados del emperador Guillermo II habían reprimido sangrientamente un levantamiento contra el dominio alemán, 100 años atrás. Decenas de miles de hereros y namas fueron asesinados en los años siguientes por las llamadas "tropas de protección" alemanas, o murieron en campos de concentración. Los historiadores hablan de él como el primer genocidio del siglo XX.

Namibia había esperado mucho tiempo por estas palabras, pero el entonces gobierno alemán, una coalición entre los socialdemócratas (SPD) y Los Verdes, se distanció de la ministra. Wieczorek-Zeul solo había hablado como persona privada: esa fue la postura oficial en Berlín. De ese modo, salió a la luz el antiguo dilema de todos los gobiernos alemanes: Mientras Alemania se ganó mucho respeto en todo el mundo por la manera en la que maneja su pasado nazi y el Holocausto, seguía ignorando su pasado colonial.

Berlín, bajo presión

Pero ahora, por primera vez, el gobierno parece dar un paso cauteloso en dirección a la elaboración de ese pasado. "Quienquiera que haya leído el acuerdo de coalición (entre socialdemócratas y conservadores) seguramente habrá pensado, sorprendido, 'este gobierno finalmente parece querer ocuparse de este tema como ningún gobierno anterior'", dijo a DW el experto en colonialismo alemán en Namibia Henning Melber. El gobierno alemán prometió hacer una revisión histórica y una elaboración del colonialismo alemán en África. "Queremos construir un puente desde el pasado hacia el futuro", dijo el ministro alemán de Exteriores, Heiko Maas, durante una visita en Tanzania, en mayo de este año.

Desde 2014, Alemania ha estado negociando con el gobierno de Namibia sobre una disculpa oficial. Pero ambas partes no pudieron ponerse de acuerdo. Alemania sigue afirmando que quiere un llegar a unir posiciones, y en Namibia, por el contrario, crece la frustración. La consecuencia fue que  representantes de los herero y los nama presentaron una demanda ante un tribunal estadounidense en Nueva York, en 2017. Su objetivo son negociaciones directas con el gobierno alemán sobre posibles compensaciones económicas.

Sin embargo, el tribunal estadounidense aún no ha decidido si tiene jurisdicción en este caso. Lo quiere decidir el martes de esta semana (31.07).

Representantes de los herero en Nueva York.

Representantes de los herero en Nueva York.

Compensaciones indirectas, pero no reparaciones

Pero la misma existencia de la demanda ha aumentado la presión sobre ambos gobiernos. "El gobierno alemán tiene el problema de haber comenzado algo sin saber cómo poder llevarlo a un final aceptable, también para el lado namibio", dice el experto Melber.

Y es que Alemania sigue intransigente en el tema de las compensaciones. "Según el Gobierno Federal, el uso del término 'genocidio' no implica ninguna obligación legal, sino más bien obligaciones políticas y morales para curar las heridas. No existe una obligación a asegurar reparaciones económicas", señaló el negociador para las conversaciones con Namibia, Ruprecht Polenz, en entrevista con DW. "Pensamos que hay otras formas de apoyo mutuo, además de exigir una indemnización", subrayó, por su parte, el ministro alemán de Exteriores, durante su visita a Tanzania, con respecto a las exigencias de le excolonia.

El gobierno alemán teme establecer un precedente si acepta pagar indemnizaciones: "Alemania fue solo una potencia colonial entre muchas, y no la única que oprimió a los colonizados", dice Melber. "Las negociaciones entre Alemania y Namibia son observadas con gran preocupación por otros países colonialistas. Ellos temen que Alemania acepte algo que abra las puertas a demandas contra otras antiguas potencias coloniales. La revisión del pasado colonial alemán en Berlín aún está en sus comienzos, y, seguramente, llevará un largo tiempo.

Autor: Daniel Pelz (GG/CP)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema