Alemania: reservas ante el referendo kurdo | El Mundo | DW | 26.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Internacional

Alemania: reservas ante el referendo kurdo

Alemania está a favor de la integridad de Irak. Berlín teme que las armas germanas, con las que los peshmerga combatieron al EI, puedan ser usadas en una lucha independentista contra el gobierno en Bagdad.

La alegría de los kurdos en el norte de Irak a raíz de la celebración del referendo independentista este 25 de septiembre contrasta visiblemente con las amenazas lanzadas por el gobierno central iraquí y los países vecinos, Turquía e Irán. Hasta ahora, Israel es el único país que apoya el movimiento independentista kurdo.

Más información:

-Irak no reconocerá el referéndum independentista kurdo

-Kurdos de Irak votan a favor de la independencia

También Alemania ve la consulta popular con ojos críticos. Este martes (26.09.2017), el ministro germano de Relaciones Exteriores, Sigmar Gabriel, lamentó el hecho de que los kurdos hayan llevado a cabo el referendo, pese a las advertencias y el rechazo unánime por parte de la comunidad internacional. Al mismo tiempo, subrayó que la votación no es vinculante, sobre todo en relación a los territorios en disputa.

El máximo representante diplomático alemán se refiere a la región petrolera de Kirkuk. Esta no forma parte del Kurdistán iraquí, pero es controlada por los kurdos peshmerga, desde que estos expulsaran a los combatientes del grupo yihadista Estado Islámico (EI). La región de Kirkuk fue incluida en el referendo, atizando la tensión entre Bagdad, los kurdos y los chiitas.

Kurdos celebran el referendo independentista.

Kurdos celebran el referendo independentista.

Kurdos decepcionados de Alemania

La postura germana respecto a la independencia del Kurdistán en Irak ha decepcionado a muchos kurdos. Ferhad Seyder, del centro de estudios kurdos de la Universidad de Erfurt, hubiera deseado que Berlín no se pronunciara sobre el referendo, puesto que muchos kurdos viven en Alemania, país que, además, jugó un papel estratégico como suministrador de armas.

Con armas y entrenamiento militar, Alemania apoya desde 2014 la lucha de los kurdos en Irak contra el EI, pese a las fuertes críticas de Turquía. Ankara teme que el armamento de origen germano pueda acabar en manos de los rebeldes kurdos en Turquía. En este país viven alrededor de 20 millones de kurdos.

El sistema de misiles antitanque MILAN.

El sistema de misiles antitanque MILAN.

Cerca de 140 soldados alemanes entrenan a combatientes peshmerga en el norte de Irak, cerca de la ciudad de Erbil. Sobre todo los rifles de asalto G36 y los misiles antitanque MILAN han sido clave en la guerra antiyihadista. Los 60 sistemas de misiles que Alemania entregó a los kurdos son tan eficientes que "Milan" incluso se ha convertido en un nombre popular para bebés en la región kurda. Los suministros de armas alemanas continúan. El último avión militar, que aterrizó el pasado 19 de septiembre en el aeropuerto de Erbil, transportaba, entre otras cosas, material para defenderse de posibles ataques con armas químicas y biológicas.    

Ahora Berlín espera que sus armas no lleguen a usarse en un conflicto interno en Irak.

Autor: Matthias von Hein (VT/ERS)

DW recomienda

Publicidad