Alemania dice: ¡Gracias muchachos! | Deportes | DW | 09.07.2006
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Deportes

Alemania dice: ¡Gracias muchachos!

Más de medio millón de aficionados despidió a la selección alemana en la histórica Puerta de Brandenburgo. Alemania logró el 3er puesto en la Copa. Quien no lloró no tiene corazón, el adiós estuvo plagado de emociones.

Alemania se despide de su selección. Toda una fiesta de alegría y esperanza.

Alemania se despide de su selección. Toda una fiesta de alegría y esperanza.


La larga espera fue animada por diversos cantantes que se encargaron de elevar el entusiasmo de la afición que no cesaba de gritar uno por uno el nombre de los jugadores de su equipo nacional. “En nuestros corazones ustedes son los campeones” repetía sin parar la multitud.

El arribo de los héroes

WM06 Bastian Schweinsteiger und die Deutsche Nationalmannschaft auf der Fan-Meile in Berlin

Bastian Schweinsteiger, el goleador de Stuttgart, agradece a sus hinchas.

Al medio día inició el desfile de los jugadores empezando por los arqueros, la defensa, luego la delantera, el capitán de la selección Michael Ballack, el cuerpo técnico encabezado por el entrenador Jürgen Klinsmann y cerrando el grupo los funcionarios administrativos.

Todos vestian una camiseta en la que se leía en la parte frontal “Gracias Alemania” y en la espalda “Espíritu de equipo, 82 millones” haciendo referencia a la población del país. Los seguidores del equipo estallaron en júbilo con cada palabra y cada gesto de los futbolistas que lanzaron al público balones y uniformes oficiales.

El papelito del capitán

El capitán alemán, Michael Ballack, tomó la palabra: “Tengo algo que decirles, pero lo olvide, por favor esperen un momento, creo que lo escribí en alguna parte”, dijo llamando a Jens Lehman quien de su media derecha sacó un papelito y se lo entregó a Ballack en una divertida referencia al curioso acontecimiento de la serie de penaltis que definió a favor de Alemania el partido contra Argentina.

“Ya lo tengo” dijo Ballack y leyó en voz alta “muchas gracias Alemania, ustedes son lo máximo”. El público difícilmente pudo contener el llanto, con lágrimas contestaron “gracias a ustedes muchachos, estamos orgullosos de nuestra selección”.

Las banderas ondearon furiosamente y casi cada asistente portaba su propia pancarta “Klinsmann para presidente”; “Ustedes son nuestros campeones, y en el 2010 serán los del mundo”; “Gracias por los bellos momentos, no los olvidaremos”; “cabeza en alto, estamos orgullosos”.

¡Quédate Klinsmann!

WM Bilder des Tages 09.07.2006 Fanmeile Berlin

¿Podrá resistir Klinsmann el clamor de la gente que le pide quedarse?

Jürgen Klinsmann le habló también a los 600.000 asistentes aglomerados en la Puerta de Brandenburgo agradeciéndoles su respaldo: “Ha sido una experiencia fantástica, ustedes fueron increíbles, las cosas sólo funcionan si se trabaja unidos, y nosotros estamos unidos”.

A lo cual agregó, “Ustedes son los verdaderos responsables de estas cuatro semanas de fiesta que ha disfrutado Alemania, esto es algo que el país nunca había vivido antes y se lo debemos todos a ustedes”. Al ser preguntado sobre su futuro al frente de la selección alemana Klinsmann le lanzó una mirada a la multitud que llamaba su nombre llena de cariño y durante algunos segundos guardo silencio, indeciso.

“Necesito un par de días para tomar una decisión definitiva sobre mi continuidad como entrenador de la selección” dijo y tras observar de nuevo la gran masa de gente que desde el fondo de su corazón le pedía a voces “quédate, quédate, quédate”, agrego con voz entrecortada “por favor, denme un par de días”.

"Campeones de los aficionados"

En compañía del germano-surafricano Xavier Naidoo, estrella del hip-hop, cantaron el "himno", “Este camino" entonado en los camerinos antes de cada partido y que advierte: "No será fácil, será pedregoso y duro, pero lo podemos lograr, unidos lo vamos a lograr”.

“Sin el entusiasmo de ustedes los aficionados no habríamos llegado tan lejos", concluyó el goleador alemán Miroslav Klose. Todos los integrantes del equipo nacional se unieron en un abrazo y extendieron una gigantesca pancarta en la que se leía “!Ustedes son los campeones de los aficionados, gracias Alemania!