Alemania: debate sobre el origen y el racismo | Alemania Hoy | DW | 20.03.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania Hoy

Alemania: debate sobre el origen y el racismo

Con frecuencia se pregunta a alemanes con raíces extranjeras por su procedencia. ¿Es curiosidad o racismo? Este hecho ha provocado en el país un debate sobre la identidad y la marginación.

Cuando le preguntan a Tahir Della por su procedencia, dice de "Múnich”, la ciudad donde nació en 1962. ¿Y sus padres? "Es siempre la primera pregunta cuando conozco a alguien”, explica.

Negro, alemán, de aquí

Es enervante y también racista, opina Della. "Hay algo más detrás de esa pregunta. Se cuestiona mi existencia. Cómo puede ser que una persona negra diga que tiene su vínculo social y familiar aquí sin explicar por qué. Se cuestiona mi historia como persona negra”, reflexiona. Incluso si es curiosidad o buena intención, la cuestión es lo que desencadena esa retahíla de preguntas, en él y en otras personas.

Tahir Della colabora desde más de 30 años con la "Iniciativa Personas Negras en Alemania”. Es uno de los muchos alemanes que no son ni rubios ni blancos y que están hartos de la pregunta "¿de dónde eres?". Bajo la etiqueta  #vonhier (de aquí), muchos describen desde hace semanas en Twitter sus experiencias. La periodista Ferda Ataman fue la primera que habló sobre los "detectives que interrogan por el origen”, y en su libro, "Soy de aquí. ¡Deja de preguntar!", trata también sobre el tema.

Tahir Della, de la Iniciativa Personas Negras en Alemania.

Tahir Della, de la "Iniciativa Personas Negras en Alemania".

Dieter Bohlen: preguntas y más preguntas

El periodista Malcolm Ohanwe fue el que inició dicho debate en las redes sociales al compartir un videoclip del músico alemán Dieter Bohlen, conocido hace décadas por pertenecer al dúo Modern Talking, y, desde hace tiempo, jurado de un programa de talentos en Alemania. Este preguntó a Melissa, de cinco años de edad, por su procedencia. La niña contestó que era de "Herne”, una ciudad cerca de Bochum. "Y papá y mamá, ¿de dónde? ¿Filipinas?”. "No, también de Herne", dijo la menor. "¿De nacimiento, de qué país? ¿la abuela y el abuelo?" La madre, ayudando a la hija, explicó finalmente que la familia tiene raíces tailandesas. 

Las preguntas de Bohlen son "un buen ejemplo de cómo la gente pregunta sin parar, incluso a una niña”, aclaró el activista Della. "Él no puede dejar de preguntar, no puede aceptarlo. Niega que la sociedad alemana entretanto es una sociedad migratoria con diversas experiencias y trasfondos”.

Seguidores del Borussia Dortmund: Juntos contra el racismo.

Seguidores del Borussia Dortmund: "Juntos contra el racismo".

El periodista Düzen Tekkal, por el contrario, tacha de exagerado "el hecho de que la simple pregunta sobre la procedencia se traduzca como una agresión. No puedo comprenderlo. Lo he experimentado tan a menudo y nunca lo he sentido como racismo", dice. No tiene ningún problema si le preguntan por sus raíces, su nombre o apariencia, dice. No está de acuerdo con "el rol de víctima tras #vonhier, demasiado llorón".

Se puede hablar de racismo, según Tekkal, solo si la persona en cuestión está en desventaja debido a su procedencia. En lugar de enfrascarse en discusiones sobre sentimientos heridos, es mejor abordar problemas reales, opina. "Como la discriminación sistemática en la búsqueda de viviendas: es un hecho que le ocurre a personas con historial migratorio o apellido extranjero", explica.

Alemania, de camino al presente

El activista Tahir Della opina que ambas cosas están relacionadas. Al fin y al cabo, el propietario de un apartamento rechaza a un inquilino por el mismo motivo, el origen: "Porque hay resentimiento racista, porque existe la creencia de que esa gente no pertenece a aquí, no son en realidad parte de la sociedad”. Por eso hay que luchar contra ambas cosas: la discriminación en el mercado inmobiliario y el racismo cotidiano. Della lo vive cuando en Alemania le hablan en inglés, mientras que en Francia, Holanda, Estados Unidos o España lo saludan en la lengua del país.

Tanto Tekkal como Della esperan que el trato entre alemanes con o sin raíces extranjeras sea más distendido. Quizá el 21 de marzo, Día contra el Racismo, sirva para debatir entre todos sobre el tema.

(rmr/cp)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

 

DW recomienda