1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Jordania dice estar dispuesta a negociar con el EI

El reino informó que sigue en pie la oferta de intercambiar a una terrorista por el piloto Muath al-Kasaesbeh, capturado por los radicales.

Luego de varios días sin tener noticias concretas sobre el estado del piloto jordano Muath al-Kasaesbeh, capturado en diciembre por el Estado Islámico luego de que su avión de combate F-16 se estrellara en territorio controlado por los radicales en Siria, el gobierno de Jordania reiteró que sigue en pie la oferta de intercambiar al militar por la terrorista iraquí Sajida al-Rishawi, presa por intentar hacerse explotar en Ammán en 2005.

La oferta jordana se conoce poco después de que se divulgara un video donde se exhibe la ejecución del rehén japonés Kenji Goto, cuya suerte presuntamente estaba atada a la del piloto jordano. En un video previo, Goto dijo que Al-Kasaesbeh tenía las horas contadas y que incluso al militar le quedaba menos tiempo que a él. Esto, que podría indicar que el piloto ya fue ejecutado, no ha podido ser confirmado por las autoridades jordanas.

El portavoz del gobierno, Mohammad al-Momani, dijo que las agencias militares y de seguridad siguen tratando de verificar si Al-Kasasebeh sigue con vida. “Seguimos dispuestos a entregar a la convicta Sajida al-Rishawi a cambio del retorno de nuestro hijo y héroe”, dijo Momani a la agencia de noticias Reuters. El reino también condenó la ejecución de Goto, que el rey Abdullah calificó como un “acto criminal con cobardía” que nada tenía que ver con el islam.

Peticiones al rey

El portavoz Al Momani aseguró que “Jordania no escatimó ningún esfuerzo para proteger la vida del rehén japonés y salvarlo, y estaba en constante contacto y coordinación con el Gobierno japonés”. Agregó que “los terroristas rechazaron todos los intentos” jordanos para liberar al reportero. Ammán exigió al Estado Islámico una prueba de que el piloto sigue con vida antes de liberar a la terrorista iraquí, exigencia que parece haber frenado el intercambio.

Jordania ha enfrentado la presión pública para negociar con el Estado Islámico. Han surgido protestas en Karak, ciudad de origen del piloto, que pertenece a una importante tribu que forma la base de apoyo de la monarquía hachemita. El padre del piloto, Safi al Kasaesbeh (en la foto), exigió a las autoridades que hagan todo lo necesario para liberar a su hijo. “No sabemos nada sobre él. Pido al rey y al gobierno que trabajen duro y rápido para liberarle”, comentó al canal Al Arabiya.

DZC (Reuters, EFE, dpa)