1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

¿Piloto a cambio de una terrorista?

Sajida al-Rashawi está detenida en Jordania por un intento de atentado suicida. El Estado Islámico exige su liberación para entregar a un militar. Su intercambio sería un éxito para el EI.

La terrorista iraquí Sajida Mubarak al-Rishawi y el piloto jordano Mu'ath al-Kaseasbeh.

La terrorista iraquí Sajida Mubarak al-Rishawi y el piloto jordano Mu'ath al-Kaseasbeh.

La iraquí Sajida al-Rashawi, de 44 años de edad, saldría de una cárcel en Jordania a cambio de que el grupo terrorista Estado Islámico libere al piloto Muath al-Kasaeshbeh, que se encuentra en su poder. Aunque aún todo es incierto, se cree que se está fraguando un acuerdo.

Tímida, con la cabeza y el rostro cubiertos y de baja estatura, la terrorista contó frente a las cámaras jordanas cómo quiso volar por los aires junto a los participantes de una fiesta de boda en Ammán. Por esos días de noviembre de 2015 murieron más de 60 personas y 115 fueron heridas en una ola de atentados en Jordania.

Ali Hussein al-Schammari, autor del doble atentado planeado con su mujer, Sajida al-Rashawi, fue identificado como miembro de Al Qaeda en Irak. Mientras Sajida no logró su cometido porque falló el encendedor de su cinturón de explosivos, su marido se voló con una carga de explosivos, matando también a varias personas.

Familia de terroristas

La pareja, del clan shammmar, presente tanto en Jordania como en Irak, tiene unos miembros que son sunitas y otros que son chiítas. El clan shammar tiene su centro en Mosul, la tercera mayor ciudad de Irak, tomada por el EI desde junio de 2014.

Gracias a su confesión pública, Sajida no fue condenada a la horca. Luego, la iraquí se retractó y logró un proceso en segunda instancia. Con ella fueron condenados, en ausencia, Abu Musab al-Zarqawi, jefe de Al Qaeda en Irak, y el hermano de la mujer, Mubarak, quien era cercano al Al-Zarqawi.

Pero antes de que el fallo fuera dictado, ambos hombres murieron en un ataque aéreo estadounidense en 2006. Abu Bakr al-Bagdadi, jefe del hoy conocido como el Estado Islámico (EI), fue capturado en aquella operación y luego dejado en libertad.

Mu'ath al-Kaseasbeh, secuestrado por el EI.

Mu'ath al-Kaseasbeh, secuestrado por el EI.

Al Qaeda y EI son más de lo mismo

Los analistas destacan la estrecha relación de Al Qaeda en Irak con el grupo terrorista EI. Bagdadi continuó la labor de Zarqawi, que, a su vez, seguía ciegamente el dictado de Osama Bin Laden. Por ello, se deduce que Al Qaeda y el EI luchan hombro a hombro, y no se combaten, como algunos creen.

“Al Qaeda Plus” se le llama en Irak, y no en vano, al movimiento terrorista que quiere instalar un califato. Un intercambio de prisioneros pondría al EI al nivel de lo que busca el grupo terrorista: ser tratado como un Estado. En caso de que Sajida al-Rashawi recupere su libertad, regresará a Anbar, su provincia natal en Irak, en el noroccidente de Irak. Un territorio bajo el dominio de las milicias yihadistas del Estado Islámico.