1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Dilma: “Un impeachment sin base legal es un golpe”

La presidenta de Brasil se refirió a los intentos de la oposición por sacarla del poder. “No voy a renunciar”, aseguró.

En una conversación con cinco corresponsales extranjeros, la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, dijo este viernes (25.03.2016) que el proceso abierto en la Cámara de Diputados para tratar de destituirla es un “golpe” de Estado. “Piden que renuncie para evitarse el mal trago de tener que echar de forma ilegal a una presidenta elegida”, agregó la mandataria, que recordó sus años de cárcel y de lucha contra dictaduras para asegurar que no será doblegada en esta ocasión.

“Un ‘impeachment' sin base legal es un golpe. Rompe el orden democrático. Por eso es peligroso”, dijo Rousseff sobre el proceso iniciado por la Cámara Baja, que analiza la apertura de un juicio político para sacarla del poder. La mandataria también defendió el nombramiento de Luiz Inácio Lula da Silva como ministro, una medida que fue suspendida por un juez que consideró que podría tratar de una maniobra con miras a evitar una eventual comparecencia del expresidente ante la Justicia por el caso Petrobras.

“Pensar que porque es ministro se escapa de la Justicia es ver un problema donde no lo hay. Supongamos que es cierto, que viene a protegerse. Qué protección más extraña, diría yo, ya que puede ser investigado por los magistrados del Supremo Tribunal Federal”, dijo Rousseff. Consultada sobre por qué no eligió antes a Lula da Silva como consejero, aseguró que le había animado “desde hace tiempo” a integrarse en el Gobierno. “Siempre lo utilicé de asesor. Pero ahora él quiso sumarse al ver que la crisis era más fuerte”, añadió.

Habla el Ejército

Rousseff, que lleva varios días señalando ante la prensa que se intenta derrocarla por medio de un golpe soterrado, también se refirió a las solicitudes de renuncia que han surgido en su contra. “Me piden que renuncie. ¿Por qué? ¿Por ser una mujer frágil? No, no soy una mujer frágil. Tuve una vida muy complicada para no poder luchar ahora. Yo tenía 19 años y estuve tres años presa durante la dictadura, y la cárcel entonces no era cualquier cosa. Yo luché en condiciones muy difíciles. Así que no voy a renunciar, claro que no”, dijo.

Por su parte, el comandante en Jefe del Ejército de Brasil, general Eduardo Vilas Boas, dijo que su institución trabajará para asegurar la estabilidad del país. “Nuestras acciones será compatibles con lo establecido por la ley, siempre actuando bajo las órdenes de uno de los poderes de la república”, sostuvo refiriéndose a la parte de la Constitución que dice que las fuerzas armadas son obedientes de la autoridad presidencial. “Vamos a contribuir a mantener la estabilidad”, añadió Vilas Boas.

DZC (dpa, AFP, El País)


DW recomienda