1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Venezuela, ¿rumbo a la ingobernabilidad?

La prensa germanoparlante califica las elecciones a la Asamblea Nacional Constituyente como una maniobra táctica del gobierno de Nicolás Maduro y teme que Venezuela se dirija hacia la ingobernabilidad y la guerra civil.

El periódico alemán Tageszeitung destaca que las elecciones a la Asamblea Nacional Constituyente, que se celebraron este domingo (30.07.2017) en Venezuela, marcan un antes y después en el país sudamericano: "La paz prometida no ha llegado. Tan solo el día de la votación murieron por lo menos 15 personas. La Asamblea Nacional, dominada por la derecha política, no reconoce la Constituyente y seguirá ejerciendo sus funciones. A nivel nacional, la polarización se agudizará con la creación de este tipo de instituciones paralelas. Entre ambos polos, la mayor parte de la población sigue luchando por la supervivencia diaria: y es que las elecciones del domingo no solucionaron ninguno de los problemas económicos… En los últimos 18 años, el chavismo siempre pidió la aprobación de la población. Las elecciones del domingo pasado se llevaron a cabo sin el amplio apoyo de la población."

Más información:

-Opinión: Venezuela, voto y violencia

-Alemania: Constituyente en Venezuela fue "sin garantías"

Una maniobra táctica

En opinión del diario suizo Neue Zürcher Zeitung, Venezuela se dirige hacia una guerra civil: "Los enfrentamientos continuarán, y habrá más muertos. Probablemente ni siquiera el presidente Nicolás Maduro crea que una nueva Constitución vaya a restablecer la paz en Venezuela y solucionar la crisis económica, a pesar de que aprovecha cualquier ocasión para convencer de ello a sus seguidores. La mayoría de los venezolanos desenmascaró las elecciones como lo que son: una maniobra táctica del gobierno para aferrarse al poder. Ya antes de la votación estaba claro que, gracias a un determinado sistema de distribución, la Asamblea Constituyente estaría conformada mayoritariamente por miembros leales al gobierno". 

Hacia la ingobernabilidad

También el periódico germano Neues Deutschland comenta el llamado a las urnas: "En ningún momento las elecciones a la Asamblea Constituyente ofrecieron una salida a la crisis. Si bien fueron legales, la falta de un referendo previo les restó legitimidad. La participación oficial de un 42 por ciento es mayor a la del referendo simbólico e ilegal, que celebró la oposición y en el que habrían participado un 36 por ciento. Sin embargo, ambas cifras no comprobadas están por debajo del 50 por ciento. En 2015, la participación en las elecciones parlamentarias fue casi de un 75 por ciento. Desde entonces, la democracia venezolana está en declive. La superación de la crisis social pareciera ser cada vez menos probable. La culpa de ello la tienen tanto el gobierno como la oposición."

Venezuela, ¿una copia de Cuba?

El portal Spiegel Online pronostica el caos económico en Venezuela y el aislamiento internacional del país sudamericano: "Nicolás Maduro ha ganado. Impuso su Asamblea Constituyente. Le mostró a Estados Unidos que no le teme a sus sanciones y dejó claro que no le importa que las elecciones a este polémico gremio le hayan costado la vida a cerca de una docena de personas. Tampoco le interesa que por lo menos dos terceras partes de los venezolanos rechacen la creación de una Asamblea Nacional Constituyente y que muchos más ni siquiera entiendan para qué sirve… Esta probablemente acabe con las estructuras democráticas. Lo más probable es que la Asamblea elabore una nueva Constitución socialista para este país profundamente capitalista teniendo en cuenta su dependencia del petróleo. Consolidará un gobierno de partido único del que dependerán los poderes. En ese caso, Venezuela se convertiría en lo que la oposición burguesa teme desde hace años: en una copia de Cuba."

Un futuro incierto

Por su parte, el diario austriaco Der Standard se pregunta qué pasará en los próximos meses: "El presidente prometió que antes de que la nueva Constitución entre en vigor deberá ser ratificada en un referendo. Sin embargo, la historia nos muestra que este proceso puede durar mucho tiempo. Tras las elecciones a la última Asamblea Constituyente en 1999 pasaron 14 meses hasta que se diera a conocer la nueva Constitución. No está claro si realmente habrá elecciones presidenciales en 2018. Lo más probable es que Maduro se mantenga en el poder hasta que la nueva Constitución entre en vigor."

Autora: Viola Traeder (ERS)

DW recomienda