1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Cultura

Unesco honra a organeros alemanes con el Patrimonio Inmaterial de la Humanidad

La Unesco eligió la antigua tradición de construcción de órganos y música alemana como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. No te pierdas los más espectaculares instrumentos musicales en nuestra galería.

Desde la Edad Media se viene conservando la tradición de construcción y música de órganos de Alemania. En el país existen alrededor de 50.000 órganos de catedral, así como 400 empresas que se dedican a su construcción y aproximadamente diez mil organistas.

El órgano es uno de los mejores instrumentos para interpretar música de extrema complejidad - por ejemplo las composiciones del compositor alemán Johan Sebastian Bach.

La construcción de los órganos es de extremo valor histórico y cultural para Alemania, ya que por medio de estos instrumentos musicales se transmite todo el conocimiento técnico-artesanal que se ha venido transmitiendo de generación en generación.

Herbert Hey constructor de órganos, manifestó en una entrevista para la cadena R24, “hoy es gran día para todos los constructores de órganos en Alemania, así como para los músicos que tocan este instrumento”.

Asimismo refirió que las tres cosas más importantes para poder trabajar en su construcción son la habilidad, la musicalidad y el amor por el instrumento. La construcción y música de órganos alemana es el tercer reconocimiento que el país recibe en la lista del “Patrimonio Cultural Inmaterial”. Antes habían sido reconocidos la cetrería y el invento de las cooperativas.

Sin duda uno de los elementos más valiosos de este reconocimiento, tiene que ver con la oportunidad de mezclar la técnica y el arte.

Según describe el músico alemán Michael Kaufmann ” el órgano siempre fue un instrumento de alta tecnología y una creación hecha entre músicos y técnicos”. La autenticidad del oficio de la construcción de órganos consiste en que cada pieza es única, el órgano es diseñado en relación a las características arquitectónicas y acústicas del espacio. Es decir que cada pieza es única y por lo tanto irrepetible.

La Unesco también señaló que la música de órgano no se debe relacionar con algo lujoso, sino que esta pertenece a la identidad alemana.  Por su lado el gobierno alemán también ha decidido apoyar financieramente la tradición cultural de la construcción y música de órganos, para de esa forma seguir promoviendo e incentivando el conocimiento técnico y artístico implícito en la construcción de estos magníficos instrumentos y de su grandiosa música.  

Samuel Zuluaga Calle (ELM)

DW recomienda