1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

Ucrania se prepara para eventual corte de gas desde Rusia

Kiev no ve una solución a la crisis generada por su deuda de 1.440 millones de euros con Rusia. Moscú acusó a Ucrania, además, de violación territorial.

Es un asunto de dinero y, seguramente, también de política internacional. El problema del suministro de gas de Rusia a Ucrania ha escalado tanto que las autoridades de Kiev anunciaron este viernes (13.06.2014) que se están preparando para un cese del suministro este lunes, cuando vence el plazo otorgado por Moscú para el pago de una deuda de 1.440 millones de euros que tiene Ucrania con su vecino.

La amenaza rusa es clara: si no se paga el dinero, sencillamente el suministro de gas será cortado y en el futuro se dará a Kiev solo lo que pague por adelantado. Ucrania, que debe un servicio que ya le fue prestado, se niega a saldar la deuda hasta que Rusia no reduzca el precio por el combustible, que fue elevado en medio de la crisis ucraniana entre el gobierno de Kiev y los separatistas prorrusos. El corte del gas afectará también a parte de Europa, a la que llega el suministro a través de territorio ucraniano.

La portavoz del Ministerio de Energía, Olga Golant, dijo a la agencia de noticias Itar-Tass, en Moscú, que “estamos esperando recibir nuestro dinero”. La medida anunciada por el primer ministro ucraniano, Arseni Yatseniuk, hace suponer que Ucrania no pagará la deuda. El político de Kiev también aprovechó la ocasión para anunciar que su país demandará a Rusia ante el tribunal de arbitraje internacional de Estocolmo, por el alza en el precio.

Blindado ucraniano en Rusia

Si bien el comisario de Energía de la Unión Europea, Günther Oerringer, había asegurado que las negociaciones entre Ucrania, Rusia y la Unión Europea podrían continuar el sábado 14 de junio, en un intento por solucionar el problema, la portavoz rusa Olga Golant descartó esa posibilidad. “En los próximos días no hay reuniones previstas”, fue su respuesta tajante a los intentos de Oerringer, quien llegó a decir que “esperamos continuar estas conversaciones mañana (sábado)”.

Oettinger se había mostrado flexible respecto al posible lugar del encuentro, sea “Bruselas o Berlín o Kiev o Moscú” y dijo esperar que acudieran los ministros de Energía y los presidentes de las compañías gasistas de los dos países. “Soy optimista respecto a que las tres partes harán todo lo necesario para evitar cualquier interrupción (del suministro)”, apuntó el comisario. Sin embargo, su optimismo parece que fue excesivo.

Por otro lado, Rusia envió una nota de protesta a Ucrania por una presunta violación territorial, luego de que un blindado ucraniano fuera hallado en territorio ruso. De acuerdo con las tropas de frontera rusas, los soldados ingresaron 150 metros en territorio ruso en Kuiyshev, en la región de Rostov, y abandonaron el vehículo. “Los combatientes volvieron y querían recuperar su carro, pero no lo permitimos”, dijo el portavoz de las tropas de frontera, Vassili Malaiev.

DZC (dpa, Reuters)

DW recomienda