1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Suu Kyi dice que si su partido gana, ella gobernará Myanmar

La líder opositora birmana Aung San Suu Kyi se enfrentó hoy al gobierno de Myanmar y aseguró que si su partido gana las elecciones del domingo, ella será quien gobierne, pese a que la Constitución se lo prohíbe.

También manifestó su temor a que en los comicios legislativos se cometa un fraude orquestado por el partido de gobierno USDP, cercano a los militares. "Tenemos un candidato a presidente. Y yo estaré por encima del presidente", señaló la dirigente, de 70 años, en desafío a la Constitución elaborada por políticos del USDP, que le prohíbe ser jefa de Estado porque sus dos hijos son extranjeros (tienen pasaporte británico).

El nuevo Parlamento que salga de las urnas el domingo elegirá al presidente a principios de 2016. El jefe de Estado es quien gobierna en Myanmar (antigua Birmania). “Es totalmente imposible que ella dirija el gobierno", respondió el presidente en funciones del USDP, Htay Oo. "Debería respetar la Constitución", declaró. "¿Acaso sueña con una marioneta como presidente?", añadió, y aseguró que es imposible que el partido de la Nobel de la Paz tenga una victoria abrumadora, como ella espera. En el empobrecido país del sureste asiático no se realizan encuestas electorales.

Primeras legislativas libres desde 1990

"Queremos el 100 por ciento (de los mandatos), nuestro objetivo no es el 80 o el 90", dijo Suu Kyi en una rueda de prensa ante unos 200 periodistas internacionales en su casa, en la que pasó bajo arresto domiciliario gran parte de su vida.

En Myanmar hay un sistema de mayoría por el que un distrito se adjudica al candidato que saque la mayor cantidad de votos. Un cuarto de los mandatos parlamentarios están reservados a los militares, por lo que para tener una mayoría simple un partido tiene que sacar al menos dos tercios de los escaños en juego.

Las elecciones legislativas son las primeras que se celebran de forma libre desde 1990, cuando la Liga Nacional para la Democracia (LND) de Suu Kyi obtuvo un 80 por ciento de los escaños. Sin embargo, la cúpula militar ignoró el resultado y no convocó nuevas elecciones hasta 2010, que sin embargo no fueron ni libres ni limpias según los estándares internacionales. La LND no participó y el USDP obtuvo el 76 por ciento de los mandatos.

CP (efe, rtr)