1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Suspende Aung San Suu Kyi asistencia a la ONU

En la sesión regular de las Naciones Unidas se debatirá la situación de la minoría musulmana rohinyá en Birmania. La ONU afirma que hay indicios de "limpieza étnica" contra esa etnia.

La Consejera de Estado y líder de facto del Gobierno birmano, la Nobel de la Paz Aung San Suu Kyi, no acudirá a la Asamblea General de la ONU, donde se debatirá sobre la situación de los rohinyá en Birmania, informan hoy medios locales.

"Bajo las actuales circunstancias, la consejera de Estado tiene asuntos domésticos que necesitan su atención", declaró Kyaw Zeya, portavoz del ministerio de Exteriores, cartera que también ocupa Suu Kyi, en relación a la crisis desatada en el oeste del país donde reside la etnia rohinyá, recoge el diario "The Irrawaddy".

El vicepresidente, Henry Van Thio, acompañado por el consejero de Seguridad Nacional, Thaung Tun, liderarán la delegación birmana.

Este martes comenzó en la sede de Nueva York, la 72 sesión regular del citado organismo de Naciones Unidas, que terminará el 25 de septiembre, bajo el lema: "Centrados en las personas: la lucha por la paz y la vida decente para todos en un planeta sostenible".

Desde el 25 de agosto, al menos 370.000 miembros de la etnia musulmana rohinyá han huido a Bangladés a raíz de la operación militar desplegada en respuesta al ataque contra puestos policiales perpetrado por un grupo de insurgentes rohinyás.

Combates y contraofensiva

Al menos 414 personas, según cifras oficiales, han muerto en los combates y la contraofensiva militar, aunque el número real podría ser más abultado conforme aseguran organizaciones independientes.

Organizaciones no gubernamentales y en garantes de los derechos humanos han denunciado posibles violaciones de los derechos humanos cometidas por los soldados, a quienes se les achaca asesinatos, quemas de viviendas, saqueos y violaciones, entre otros.

El alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra'ad al Hussein, señaló el lunes que puede estar produciéndose una "limpieza étnica" contra los rohinyá, además de "posibles crímenes contra la humanidad", en Birmania.

Las autoridades birmanas rechazaron el martes la acusación del representante de la ONU.

EL(efe, afp, reuters)

DW recomienda