1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

SIDA: el apogeo de la batalla

Una conferencia internacional en Ciudad de México trata unir fuerzas contra el SIDA mientras en Europa la enfermedad parece haber caído en el olvido, aunque la infección sigue expandiéndose y siendo mortal.

default

"Tengo SIDA. Abrázame por favor. No te voy a contagiar."

Muchos en Alemania recuerdan aún las campañas informativas contra el SIDA que inundaban los medios de comunicación a principios de los años noventa. Las primeras imágenes de enfermos terminales causaban espanto. En las escuelas se probagaba el uso del condón. El tema estaba presente, y la gente parecía estar informada.

¿Y hoy? El miedo parece haber desaparecido. Muchos tienden al descuidado, dejan de usar condones y piensan que ya se encontró hace tiempo una cura contra esa terrible enfermedad. Pero contra el SIDA aún no hay una cura. Cierto es que existen combinaciones de medicamentos que alargan notablemente la vida de los afectados. En los años 80 los infectados que tenían apenas 20 años llegaban cuando mucho a los 32. Hoy en día una persona que se contagia de SIDA en su juventud puede morir felizmente con 80 años de una pulmonía.

La lucha se ha politizado

El SIDA, esa enfermedad invencible de los 80, parece haber perdido su terror. ¿Habremos ganado ya la batalla? No. Evidentemente nos encontramos en una fase muy peligrosa de la lucha global contra este mal. La situación en los países industrializados es difícilmente comparable con la tragedia que se vive en otras zonas del planeta. Mientras que en los países industrializados mejora cada vez más el tratameinto del SIDA, muchos países en desarollo siguen enfrentando una gran escasez de medicamentos y médicos calificados.

Existe una estrecha correlación entre SIDA y desigualdad. Las desigualdades económicas, de género, sociales y sanitarias son un agravante de esta enfermedad que sigue amenazado el mundo entero. Este tema es uno de los cruciales en la XVII Conferencia Internacional sobre SIDA, la cual se celebra del 3 al 8 de agosto en la capital mexicana.

América Latina es por primera vez sede del mayor encuentro bianual de expertos en la enfermedad. 22.000 expertos se dan cita en Ciudad de México para debatir los modos de detener la enfermedad. Según cifras de ONUSIDA, 33 millones de personas están infectadas con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) en todo el mundo y 2 millones mueren cada año como consecuencia de la enfermedad.

Unir fuerzas

En América Latina, en el año 2007 se infectaron 140.000 personas con el virus del SIDA, elevando a 1,7 millones la cifra de habitantes de la región que viven con VIH (en Alemania son unos 59.000). La situación en América Latina se mantiene relativamente estable en comparación con la década pasada.

Por algo todos los dirigentes que participaron en la ceremonia inaugural coincidieron en que, para derrotar la enfermedad, hace falta una lucha absolutamente de todos, en todos los frentes, con todos los recursos disponibles y con los que vendrán. En Ciudad de México se escucha un llamado universal a cerrar las filas para entrar en combate "ya", sin más demoras.

Cuanto más cerca nos encontremos de descubrir una cura para el SIDA, más urge mejorar la situación en los países en desarollo, en los que ningún infectado tiene el lujo de poder morir con 80 años de una pulmonía.

DW recomienda