1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

¿Se acercan Grecia y la eurozona a un acuerdo?

Atenas podría aceptar una serie de medidas que antes rechazaba y que tendrá que aprobar en las próximas 72 horas para iniciar negociaciones para un tercer rescate. Pero aún hay dos puntos de desacuerdo.

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, el presidente francés, Francois Hollande, y el primer ministro belga, Charles Michel (izq.-der.).

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, el presidente francés, Francois Hollande, y el primer ministro belga, Charles Michel (izq.-der.).

En las últimas horas, en lo que parecía la ser la recta final de esta maratoniana negociación, el primer ministro heleno, Alexis Tsipras, telefoneaba repetidamente con Atenas, buscando apoyos para el cierre de un acuerdo que será "extremadamente difícil de digerir por el Gobierno griego", señalaba el corresponsal de la televisión pública alemana en Bruselas en la mañana de este lunes (13.07.2015).

Fuentes diplomáticas europeas habían confirmado poco antes que los jefes de Estado y de Gobierno de la zona euro, reunidos en Bruselas desde hace más de catorce horas, ultimaban ya los detalles finales de un documento por el que Grecia se comprometería a tomar, hasta el miércoles (15.07.2015), una serie de medidas que antes rechazaba. Así, Grecia aspiraría a recuperar la confianza de los socios y evitar la salida del país de la eurozona, iniciando las negociaciones para un tercer rescate.

Esta primera esperanza concreta de un acuerdo final se conoció tras más de cuatro horas de receso de la cumbre de líderes de la eurozona, en las que el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, la canciller alemana, Angela Merkel y el presidente francés, Francois Hollande, se reunieron aparte con el primer ministro griego, Alexis Tsipras.

"Están prácticamente aceptadas todas las condiciones (de los acreedores) por el Gobierno griego", afirmaron entonces las fuentes. Atenas renunciaría a lograr un acuerdo para una quita de deuda, mientras los líderes de la eurozona retirarían del acuerdo que se negocia toda referencia a un posible abandono temporal de la moneda común ("grexit"), señalaron. Llegado a este punto, la cumbre se volvía a reunir en pleno para discutir la propuesta de compromiso.ero esta reunión volvió a interrumpirse.

Los desacuerdos persisten en dos puntos: la participación del Fondo Monetario Internacional (FMI) en el nuevo programa de reformas griegas y la creación de una fondo fiducidiario privatizador. Según un tuit del jefe de Gobierno maltés, Joseph Muscat, a esta nueva interrupción debe seguir −¿ahora sí?− el final del debate.

Cinco puntos

Las acciones prioritarias que el Eurogrupo exige a Grecia incluyen cinco puntos, de los que "cuatro van a ser votados definitivamente para el miércoles, incluidos los ajustes en el IVA, las pensiones y la independencia de la oficina estadística helena Elstat", han indicado fuentes comunitarias. Pero el primer ministro griego, Alexis Tsipras, ha dicho a sus socios que no podría tener a tiempo alguna de las exigencias, como la referida a una Ley de Enjuiciamiento Civil.

De cumplir Grecia con su parte, finalmente, los socios estarían dispuestos a dar el mandato necesario para abrir las negociaciones para la concesión de un tercer rescate, que se elevaría a un monto de entre 82.000 y 86.000 millones de euros.

Instrumentos adicionales

Los líderes de la eurozona están barajando, además, diferentes opciones que permitirían a Grecia acceder más rápidamente a fuentes de crédito en caso de alcanzar un acuerdo de rescate, dijo un funcionario de la Unión Europea (UE) bajo anonimato. "Estamos intentando hallar distintos instrumentos", indicó, refiriéndose a estimaciones según las cuales para mantener sus finanzas a flote Grecia necesita disponer antes del 20 de julio de 7.000 millones de euros (8.000 millones de dólares).

Las opciones en consideración incluyen préstamos bilaterales de otros países de la eurozona, fondos de un programa ya existente del banco central que involucra la compra de bonos griegos y el acceso a 13.000 millones de euros que aún quedan en una herramienta de rescate previa de la UE, el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF). Este último sería el único instrumento que podría servir para atravesar las próximas dos o tres semanas, de modo de ganar tiempo para poder concluir un nuevo acuerdo de rescate, aseguró la fuente.

"Difícil de digerir"

Además, la Eurozona exige a Grecia "compromisos adicionales, dado que la situación ha empeorado", con medidas como la revisión de la legislación laboral, incluidos los despidos colectivos. También se está ultimando el programa de privatizaciones.

En este sentido, se seguía discutiendo la propuesta de establecer un fondo fiduciario que podría privatizar bienes estatales griegos y venderlos para reducir la deuda. Sin embargo, el valor inicial sugerido de 50.000 millones de euros (55.000 millones de euros) estaba provocando dificultades para llegar a un acuerdo.

Este fondo y la idea de un "grexit" temporal de cinco años complicaron el panorama de las negociaciones de este fin de semana, ya que ambas propuestas han sido vistas por Grecia como una provocación, aseguraron varios funcionarios europeos, incluidas fuentes griegas.

RML (efe, dpa, reuters)