1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Rohani alerta en contra de aislar de nuevo a Irán

El actual presidente iraní equiparo una victoria conservadora en las próximas elecciones con el “aislamiento” del país.

A tres semanas de las elecciones presidenciales en Irán, el actual mandatario Hassan Rohani alertó a la ciudadanía este domingo (30.04.2017) a no permitir el aislamiento del país, algo que, en su criterio, ocurriría si logran los conservadores ganar la presidencia.

"Este Gobierno abrió las puertas, que estaban cerradas, al mundo", dijo Rohani. Ahora, agregó, tendrán que ser los propios ciudadanos los que digan en las elecciones del 19 de mayo qué camino se recorrerá.

El mandatario, que actualmente aspira a ser reelegido, advirtió también que el regreso al poder de los conservadores supondría la imposición de nuevo de un "ambiente policial". "No permitiremos que vuelva el ambiente de seguridad y policial al país y a las universidades", dijo Rohaní.

El presidente subrayó que en los comicios del 19 de mayo se demostrará que el camino de moderación emprendido hace cuatro años con su elección "continúa". Ese camino es "la vía de la sabiduría y la unidad", según Rohaní, quien indicó que el día de las elecciones Irán anunciará "al mundo que la era de la violencia y el extremismo se ha acabado".

Sus dos adversarios ultraconservadores, Ibrahim Raeisi y Mohammad Baqer Qalibaf, pertenecen a la denominada "Facción preocupada", que acusa al mandatario de mala gestión, por socavar el Islam y haber reforzado la tendencia secular en la sociedad. Ambos candidatos promueven el retorno de la sociedad a sus raíces islámicas.

Rohani rechazó las acusaciones. "Sin libertad tampoco se pueden lograr avances", dijo. Además se comprometió a que mientras él sea presidente no permitirá las limitaciones a las libertades de los ciudadanos por parte de la "Facción preocupada". "El futuro del país está después de todos en manos de los votantes", concluyó Rohani.

El actual presidente ganó en primera vuelta los comicios de 2013 frente a Qalibaf, alcalde de Teherán y antiguo comandante de los Guardianes de la Revolución, luego de ocho años de mandato del ultraconservador Mahmud Ahmadineyad, quien en 2009 reprimió por la fuerza las multitudinarias protestas convocadas contra su reelección.

Jameneí insta a los ciudadanos a participar

Por su parte, el líder supremo de Irán, Alí Jamaneí, aseguró este domingo que una alta participación en las elecciones presidenciales es "determinante" para tener "seguridad" en el país y evitar ataques de "enemigos".

"Que el querido pueblo sepa que la presencia en las elecciones es determinante para la seguridad nacional", subrayó. "El miedo a la presencia de la gente en la escena es la principal razón de que los enemigos groseros y rudos no tomen una medida dura contra Irán", indicó.

Las autoridades iraníes perciben la alta participación en las elecciones presidenciales y municipales del 19 de mayo como una legitimación del sistema y su denominada democracia islámica.

En este sentido, destacó que "el progreso, la fuerza y la influencia de hoy de la República Islámica en la región es por la empatía del pueblo con el sistema".

JCG (EFE, dpa)

DW recomienda