1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Reino Unido y la UE logran un acuerdo final

El Reino Unido y sus 27 socios comunitarios consiguieron tras intensas negociaciones cerrar un acuerdo dirigido a convencer a votantes británicos de que apoyen la permanencia del país en el bloque comunitario.

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) se pusieron de acuerdo hoy (19.02.2016) sobre un paquete de reformas para el Reino Unido, con el fin de evitar la salida de ese país de la Unión.

El compromiso es sostenido por todos los socios de la UE, comunicó el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, esta noche tras una maratón de negociaciones en la cumbre de la UE en Bruselas.

La presidenta lituana, Dalia Grybauskaite, escribió en la red social Twitter: "Hay acuerdo. Se terminó el drama". El primer ministro danés, Lars Lokke Rasmussen, comunicó, también en Twitter: "Buen acuerdo para el Reino Unido y para la UE".

Previamente, Tusk y el presidente de la Comisión de la UE, Jean-Claude Juncker, habían presentado una propuesta de compromiso. "Es una propuesta muy justa y equilibrada", trascendió de fuentes diplomáticas.

"Acuerdo. Apoyo unánime a un nuevo encaje para el Reino Unido en la Unión Europea (UE)", señaló el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en un mensaje de la red social Twitter.

El acuerdo

Los jefes de Estado y de Gobierno de la UE llegaron a ese acuerdo tras dos intensas jornadas de negociaciones y después de que los líderes evaluaran en una cena a 28 el último proyecto de acuerdo.

Ese incluye un compromiso entre el Reino Unido y los países del este de Europa en cuanto al freno de emergencia para restringir las prestaciones a trabajadores comunitarios y la indexación de las ayudas por hijo.

En cuanto al primer punto, Reino Unido podrá restringir durante los cuatro primeros años de su contrato las prestaciones sociales a los trabajadores comunitarios y podrá recurrir a este mecanismo durante un periodo de siete años, sin prórrogas, indicaron fuentes diplomáticas.

En lo que respecta a la indexación de los beneficios que los trabajadores comunitarios perciben por hijo, el acuerdo final recoge un periodo de transición de cuatro años, hasta 2020, para aquellos empleados que ya reciben una ayuda.

El texto también establece principios para garantizar el respeto mutuo entre los Estados miembros que quieren avanzar en la profundización de la Unión Económica y Monetaria y los que no, como el Reino Unido, para lo que habrá un "mecanismo" mediante el que "un" país que no participa en el euro puede indicar su oposición razonada a una medida legislativa y elevarlo al Consejo.

No obstante, las fuentes dejaron claro que el documento precisa que esta medida en ningún caso puede servir para vetar las decisiones de la eurozona y que el proceso tiene que producirse de manera urgente para no influir en los mercados.

Las mismas fuentes diplomáticas también señalaron que para dirimir las diferencias en las interpretaciones sobre una "Unión cada vez más estrecha", el texto recoge que esta referencia no se aplica al Reino Unido, que no quiere una mayor integración política.

También indicaron que en el texto final se menciona la posibilidad de introducir cambios en los tratados en el futuro para recoger algunos elementos del nuevo equilibrio con el Reino Unido.

"Acuerdo para que el Reino Unido esté en la UE, hecho. Meses de duro trabajo con el presidente del Consejo Europeo y en cooperación con el Parlamento Europeo han merecido la pena. Justo para el Reino Unido, justo para los 27 Estados de la UE", dijo el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, también en Twitter.

FEW (EFE, dpa)



DW recomienda