Real Madrid y Chelsea completan cuarteto de gigantes en la Champions | Deportes | DW | 05.04.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

Real Madrid y Chelsea completan cuarteto de gigantes en la Champions

El Real Madrid y el Chelsea cumplieron con los pronósticos y completaron, junto con el Bayern Múnich y el Barcelona, un grupo de cuatro gigantes europeos en las semifinales de la Liga de Campeones de fútbol.

El Real Madrid se clasificó tras vencer 5-2 al Apoel de Nicosia en una eliminatoria que ya estaba resuelta desde la ida luego de la victoria 3-0 del equipo español en Nicosia. El conjunto blanco enfrentará ahora en semifinales al Bayern Múnich, que ayer eliminó al Olympique de Marsella.

En cambio, el Chelsea sufrió para eliminar al Benfica con una victoria de 2-1 en Stamford Bridge, resultado que le permite enfrentar en semifinales al Barcelona.

"El Bayern es un rival muy poderoso a nivel institucional y futbolístico. Es el mismo equipo con el que jugué con Inter dos años atrás. Una afición fantástica en su casa. Es una semifinal que yo quiero jugar y los jugadores quieren jugar. Europa disfrutará con estas semifinales", aseguró el entrenador del Real Madrid, José Mourinho.

El Real Madrid se tomó con interés el partido de hoy a pesar de alinear a jugadores poco habituales como Raphael Varane, Hamit Altintop o Nuri Sahin. Y si el partido no fue más vistoso fue porque el Apoel renunció a jugar como receta para recibir pocos goles.

El primer gol de los locales tardó 25 minutos en llegar. El conjunto blanco armó una bonita jugada colectiva desde su propia defensa y llegó tocando hasta el área rival. Marcelo puso un buen balón desde su banda izquierda y Cristiano apareció en el segundo palo para marcar.

A partir de ahí todo el protagonismo correspondió a Kaká, que a los 36 minutos hizo un gol que bien valió el precio de la entrada. El brasileño golpeó con rosca desde fuera del área y entró por la escuadra.

La segunda mitad tuvo un notable aroma a entrenamiento con público, pero con muchos goles. A los 66 minutos, el Apoel vivió un momento de gloria al marcar su primer gol en el estadio Santiago Bernabéu en la que fue su primera ocasión de toda eliminatoria.

Manduca aprovechó un desajuste defensivo de la defensa madridista y superó a Casillas por bajo.

Lo peor que le pudo pasar al Apoel fue marcar ese gol, que hirió el orgullo de los blancos, que respondieron con goles de Ronaldo y Callejón a los 75' y 80' respectivamente.

Sin embargo, Altintop quiso hacer partícipe de la fiesta del gol al Apoel e hizo un absurdo penal sobre Esteban Solari que el argentino se encargó de transformar en gol para el 4-2.

Sobre el final, el argentino Angel Di María puso el 5-2 para el Madrid con un lanzamiento elevado de enorme clase. En resumen: cinco goles en 10 minutos, algo que difícilmente se vuelva a repetir ante los alemanes.

Chelsea-Benfica: un partido más parejo

En Londres todo fue más parejo. Un gol de penal de Lampard a los 21 minutos del primer tiempo puso en ventaja al equipo inglés, pero un cabezazo del español Javi García a los 85' generó suspenso en la serie y dejó al Chelsea al borde de la eliminación, pese a que el

Benfica jugaba desde los 40' con uno menos por la expulsión por doble amonestación del uruguayo Maxi Pereira.

El conjunto dirigido por Roberto Di Matteo se había impuesto 1-0 en la ida en Portugal, por lo que un 2-1 a favor del Benfica en Londres hubiera clasificado a la visita.

Sin embargo, un remate de Raúl Meireles en tiempo de descuento selló la clasificación del Chelsea.

"Todos tenemos una cuenta pendiente con ellos (el Barcelona)", dijo Lampard tras el partido, en referencia a la semifinal de la Champions disputada hace tres años entre ambos equipos.

El Chelsea recibirá el 18 de abril al Barcelona en el partido de ida de las semifinales y un día antes, el Bayern Múnich será local ante el Real Madrid. Las revanchas se jugarán la semana siguiente.

dpa

Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda