1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Sociedad

Profesores reprobados

Un sitio de Internet permite que los alumnos califiquen a sus maestros. El proyecto no fue inpugnado en las aulas, sino en los tribunales.

default

Escuela de la ciudad de Friburgo.

El proyecto fue concebido y llevado a cabo por tres estudiantes de la ciudad de Colonia: Tino Keller, Manuel Weisbrod y Phillip Weidenhiller. La idea es sencilla: dado que los profesores se ocupan de otorgar notas o calificaciones a los alumnos, ¿por qué no habrían de tener éstos un espacio para corresponder, dando su opinión sobre el personal docente?

Handy Verbot in der Schule

Spickmich, tema de cotilleo escolar.

Harry Potter y el maquillaje

Así nació el sitio ''Spickmich'', que entre tanto „se ha convertido en el tema de conversación número uno en los pasillos escolares”, de acuerdo con sus creadores. El sitio incluye foros donde los escolapios discuten temas de su interés, desde el episodio más reciente de Harry Potter hasta asuntos relacionados con el maquillaje o la pregunta de preguntas: ¿cómo fue tu primera vez?

También se ofrece una plataforma para el intercambio de informaciones académicas, videos y música. Pero sin duda, la característica que más ha llamado la atención, incluso de algunas cortes alemanas, es la mencionada evaluación de los alumnos a sus maestros.

Por supuesto, las categorías corresponden casi por completo al pensamiento juvenil. Se tiene una sección para “las mejores frases” pronunciadas por un profesor o profesora, lo cual ha dado pie a la inevitable ironía de los pupilos. También es posible calificar a los maestros en aspectos como cuán «cool» o «chistosos» son.

Los maestros contraatacan

El sitio tuvo un éxito espectacular. Cientos de miles de alumnos de escuelas alemanas se inscribieron a Spickmich, ávidos de establecer contactos a través de Internet, y también de dar su opinión sobre el cuerpo académico de sus escuelas. Pero esto dio pie a lo que algunos comportamientos que algunos consideraron excesivos.

Una profesora, que reprobó la evaluación de sus alumnos en varias categorías, consideró que la publicación de las notas era contraria a derecho porque invadía su esfera privada y contravenía las disposiciones en materia de protección de datos personales. Interpuso una demanda que entre tanto ha pasado ya por varios juzgados. Todos los fallos, hasta el momento, han favorecido al portal estudiantil.

El más reciente, que no será el último, se produjo este martes. Al igual que sucedió el pasado mes de julio en una primera instancia, el Tribunal Superior Regional de Colonia consideró que la divulgación por Internet de calificaciones por parte de alumnos a sus maestros está protegida por el principio constitucional de libertad de expresión. Los jueces señalaron, en fallo provisional, que el anonimato con el que son otorgadas las notas no implica alevosía y no inflige por sí mismo un daño al profesor calificado.

Unterricht im Gymnasium

Los propios estudiantes registran a sus escuelas.

Victoria preliminar

El asunto podría llegar al Tribunal Federal Administrativo, o incluso a la Corte Constitucional, si se sigue la recomendación del juez, quien afirmó en su fallo que “sería útil” una decisión de las más altas instancias en el caso. Por lo pronto, el fallo definitivo del Tribunal Superior Regional de Colonia se producirá este 27 de noviembre.

Por su parte, los creadores de Spickmich siguen firmes en su convicción inicial «Hemos puesto cuidado en los principios de justicia. Las ofensas no tienen sitio en nuestro portal, y tampoco son el recurso preferido de ls estudiantes», dice Keller. Como prueba de ello, agrega, la categoría “sexy” ya fue eliminada de la lista para evaluar a los profesores de escuelas alemanas.

DW recomienda

Enlaces externos