1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Presidente Zapatero acusa a ETA de interferir en el proceso electoral

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, expresó el viernes su más firme condena por la muerte a manos de ETA de un ex concejal de una ciudad del País Vasco y dijo que el grupo separatista ha intentado interferir en el proceso electoral.

EL Gobierno ya había culpado directamente a ETA por la muerte de Isaías Carrasco, quién recibió el viernes varios impactos de bala frente a su esposa e hija pequeña en la ciudad de Mondragón.

Los principales partidos políticos del país suspendieron sus actos de campaña a sólo dos días de las elecciones generales, después de que se conoció el ataque.

"Hoy la banda terrorista ha asesinado a un trabajador que había dedicado parte de su vida a la defensa de los intereses de sus conciudadanos en el Ayuntamiento de Mondragón", dijo Zapatero en una declaración institucional desde el Palacio de la Moncloa.

"Como en tantas otras veces los terroristas han querido interferir hoy en la pacífica manifestación de la voluntad de los ciudadanos convocados a las urnas, pero la democracia española ya ha demostrado que no admite retos de quienes se enfrentan a sus principios básicos", añadió.

El presidente había volado urgentemente en helicóptero desde Málaga, donde conoció la noticia del atentado cuando celebraba un mitin.

A falta de 48 horas para la cita con las urnas, la mayoría de los partidos políticos condenaron el atentado, el primero en España desde diciembre de 2006.

El presidente del opositor Partido Popular, Mariano Rajoy, tras mostrar su rechazo al ataque, instó a la unidad y dijo que ETA no iba a doblegar "la insobornable voluntad de los 45 millones de españoles".

"ETA debe perder toda esperanza de conseguir sus objetivos políticos, porque los españoles no lo vamos a consentir, vamos a ganar esta batalla, los asesinos de Isaías Carrasco van a acabar, y muy pronto, en la cárcel", dijo Rajoy desde la sede madrileña del PP.