Por la revancha | Europa | DW | 15.11.2008
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Por la revancha

Se lleva a cabo en Francia el congreso del Partido Socialista, cuyo nuevo liderazgo podría recaer en un rostro conocido: la ex candidata por la presidencia, Ségolène Royal.

default

Ségolène Royal durante su campaña por la presidencia.

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, debe de estar ya frotándose las manos de alegría: Todo parece apuntar a que Ségolène Royal, ex candidata a la presidencia por los socialistas, será la nueva secretaria general de la formación.

El congreso del Partido Socialista, que arrancó el viernes en Reims y donde presentó oficialmente su candidatura, le ofrece el escenario perfecto para hacer campaña. Pero la última palabra la tendrán los miembros del partido el próximo día 20, cuando voten a su cúpula.

La "rival preferida" de Sarkozy, como llaman a Royal los medios galos, se impuso por sorpresa en una votación previa al favorito para encabezar a los socialistas, el alcalde de París Bertrand Delanoë, y a la ex minsitra de Trabajo Martine Aubry.

Frankreich, Präsidentenwahl, Anhänger der Unterlegenen Ségolène Royal

La derrota de Royal fue un trauma para los socialistas franceses.

Todo quedaría en familia

Si Royal se convierte en jefa del partido, ocupará el puesto que durante 11 años desempeñó su ex compañero sentimental y padre de sus cuatro hijos François Hollande. Durante años, ambos encarnaron la pareja ideal en el escenario político. Él, conservador y de maneras algo toscas; ella, la brillante candidata a la presidencia. Pero cuando Royal perdió contra Sarkozy, se resquebrajó también la fachada privada.

Todavía no había concluido la noche electoral cuando anunció su separación de Hollande, quien después reconoció haber apoyado de todas formas al mejor candidato.

Los críticos del Partido Socialista -incluso entre sus propias filas- opinan que la imagen de la formación es actualmente patética. Sarkozy no escatima a la hora de robarles sus mejores ideas y los cerebros más capacitados. En lugar de poner de manifiesto las carencias del gobierno y subrayar sus propios puntos fuertes, hace meses que el Partido Socialista parece carecer de líderes.

Frankreich Wahlen Präsidentschaftswahlen Fernsehen Nicolas Sarkozy und Segolene Royal

Dicen que el presidente francés ve en Royal a su "rival preferida".

El hecho de que la semana pasada Delanoë no lograra imponerse en la votación previa, que oficialmente no se refería a personas, sino a textos, podría deberse entre otras causas al respaldo de Hollande.

Parece que a los militantes del partido, que ansían empezar de nuevo, les asusta tener como líder a un hombre de 58 años de la línea de su hasta ahora presidente. Incluso en París sólo logró el apoyo del 38 por ciento.

Casi empatada con Delanoë quedó Aubry, la artífice de la jornada laboral de 35 horas a la semana. Una alianza de ambos podría frenar el ascenso de Royal, pero no parece que ninguno quiera tirar la toalla todavía.

Cambio de imagen

Sin embargo, es posible que Royal se conformara con el hasta ahora inexistente puesto de presidenta del partido, de forma que pudiera entregar a uno de sus hombres de confianza, como el eurodiputado Vincent Peillon, la secretaría general de los socialistas.

Peillon se ha quejado recientemente de la vieja guardia del partido, los llamados "elefantes". "Debemos renovar urgentemente nuestra cúpula, incluso (el presidente electo estadounidense Barack) Obama es más joven que yo", dijo el político de 48 años.

Deutschland Frankreich Berlin Segolene Royal bei Angela Merkel

Royal visitó a la canciller Merkel en Berlín, en 2007.

Royal se esforzó en las últimas semanas por ofrecer una nueva imagen, más informal, con jeans y túnicas. Sus apariciones junto a estrellas del pop son una "mezcla de espectáculo y acto sectario", criticó un diputado socialista.

Y la prensa rosa parisina habla incluso de un nuevo "affaire" con el creador de la aclamada emisión satírico-política "Les Guignols", seis años más joven que Royal.

Y es que, en definitiva, el tira y afloja por la jefatura del partido tiene también en el punto de mira las elecciones presidenciales de 2012. Se da por supuesto que Sarkozy presentará su candidatura a la reelección.

Lo que no está decidido es si tendrá que competir contra su "rival preferida" o, posiblemente, enfrentarse al actual presidente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn.

DW recomienda