1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

La prensa opina

Ocaso de EE.UU.

Estados Unidos ha perdido presencia como líder mundial y ello queda de manifiesto en la crisis financiera, dicen editorialistas europeos este jueves.

default

George W. Bush, al momento de presentar su plan de rescate.

En Alemania, el Rheinpfalz, de Ludwigshafen, dice acerca de este tema: „El sueño americano se torna pesadilla. El hecho de que en Estados Unidos cualquiera pueda probar su suerte y transformarse de mesero a millonario ha fascinado a los europeos durante siglos. Pero la libertad de los estadounidenses ha sucumbido ante el egoismo; el país ha cambiado su conciencia global por un camino solitario e inescrupuloso. En los últimos diez años, Estados Unidos ha demostrado su fuerza en todos los aspectos del devenir mundial, ya sea en política de seguridad, energía, finanzas o cuidado del medio ambiente. Ahora son débiles como desde hace tiempo no lo eran.”

Faltan nuevas reglas

El tageszeitung, de Berlín, analiza la propuesta de rescate financiero presentada por el gobierno de George W. Bush: “El problema de fondo continúa siendo el mismo: ¿cuáles serán las reglas del mundo financiero en el futuro? Crece la sospecha de que los legisladores centran la discusión en el tema de los salarios millonarios que devengan los ejecutivos, con tal denegociar un par de detalles insignificantes. Si los políticos se rehúsan a reformar la esencia del mercado financiero, el millonario paquete anunciado sólo beneficiará a los bancos.”

Un mundo anárquico

Desde Francia, Le Monde opina: “La crisis financiera internacional ha acentuado su tendencia perceptible desde el inicio de la guerra en Irak. Estados Unidos ha aumentado su influencia. Las potencias emergentes, junto con China y Rusia, sacan provecho de la globalización económica y ponen en entredicho la intención de Occidente de definir las reglas del juego. El mundo multipolar que se anuncia es uno desordenado y casi anárquico. Rusia busca nuevos aliados en América Latina; China, en África. Ambos tienen razones para alegrarse de la debilidad de la superpotencia estadounidense. Su dependencia de la economía de mercado los convierte en ganadores y también en víctimas de la crisis financiera internacional.”

Guerra abierta

El Sud-Ouest, de Bordeaux, comenta el discurso del presidente francés, Nicolas Sarkozy, en el marco de esta crisis : “Sarkozy ha declarado abierta la guerra contra los culpables de la crisis financiera. Pero dicha guerra puede resultar una de pistolas de agua. Este regreso a la realidad, al cual ha llamado al capitalismo, debe servirle como recordatorio de que él mismo juegó con fuego al aniquilar 15 mil millones de euros en forma de beneficios fiscales, poco antes de entrar en el Elíseo. Cuando las arcas están vacías, resulta difícil transmitir confianza a la opinión pública y dar lecciones al mundo.”

Flujos de capital

The Independent, de Londres, afirma: “El problema con el programa de rescate Paulson/Bernanke radica en que no aborda la raíz de la enfermedad. Algunos expertos financieros suponen que la incapacidad de los bancos para otorgarse mutuamente créditos no radica en la cartera vencida, sino en que los propios bancos se encuentran en bancarrota. En otras palabras: necesitan otros flujos de capital, ya sea de los accionistas o de otros inversores, posiblemente el mismo gobierno de Estados Unidos, a fin de que el dinero vuelva acircular con normalidad.”