1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Obama recuerda la lucha por los derechos civiles en Selma

Conmemoración en Selma, Alabama, de los 50 años de la marcha en la que la policía golpeó y usó gases lacrimógenos contra manifestantes que protestaban contra la discriminación racial en las elecciones en 1965.

"A cincuenta años del Domingo sangriento, nuestra marcha aún no ha terminado, pero nos estamos acercando", dijo hoy (07.0.2015) Obama, de pie cerca del Puente Edmund Pettus, en Selma, Alabama, donde la policía y patrulleros estatales golpearon y usaron gases lacrimógenos contra manifestantes pacíficos que protestaban contra la discriminación racial en las elecciones en 1965.

Obama, el primer presidente negro de Estados Unidos, dijo en Selma que la discriminación, que esta semana se volvía a poner de manifiesto en un informe sobre las prácticas de las agencias de la ley en Ferguson, Misuri, requería aún mucho trabajo en EE.UU. Pero advirtió que estaba mal decir que no se habían logrado progresos.

"Domingo sangriento"

El suceso de hace cinco décadas fue bautizado como el "Domingo sangriento" y generó una nueva marcha encabezada por el líder de los derechos civiles Martin Luther King, que culminó en la Ley de Derecho al Voto de 1965. "Cincuenta años atrás, parados aquí nos hubiéramos sorprendido si la policía no nos golpeaba", dijo hoy Dick Gregory, de 83 años, quien estuvo en el puente 50 años atrás.

El aniversario llega en un momento en que las diferencias raciales vuelven a captar la atención en Estados Unidos, sobre todo la discriminación de la policía contra los ciudadanos negros en todo el país. Además, Obama también criticó los esfuerzos por limitar el derecho al voto en un tema que enfrenta a republicanos y demócratas en todo el país.

MS (rtrla/efe)

DW recomienda