1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Miles de desplazados siguen esperando en la frontera turca

Decenas de miles de civiles sirios esperan la llegada de ayuda humanitaria y la posibilidad de cruzar la frontera con Turquía, tras haber huido de los bombardeos y combates en el norte de la provincia de Alepo.

Ver el video 01:33

Amenaza nueva crisis humanitaria

Después de haber huido del infierno de los bombardeos y combates en el norte de la provincia de Alepo, los refugiados sirios se han topado con que la frontera con Turquía está cerrada y se ven obligados a acampar al raso, a esperar. Expuestos al viento y la lluvia, los hombres en un grupo y las mujeres en otros, las familias intentan encontrar algo de refugio bajo los árboles hasta que amanezca y envuelven a sus hijos con mantas para mantenerlos abrigados.

El director del Observatorio Sirio de Derechos Humanos, Rami Abderrahmán, aseguró este domingo (07.02.2016) que la situación de los desplazados es "muy difícil" en estos momentos, porque los refugios y los suministros no son suficientes para todos ellos. Abderrahmán informó de que han empezado a llegar desde Turquía tiendas de campaña y ayuda humanitaria, pero esta no es suficiente para todos los desplazados, que son entre 20.000 y 25.000 según los cálculos del Observatorio. La ONG Socorro Humanitario (IHH, por sus siglas en turco) elevó ese número hasta 45.000.

Nuevos ataques

IHH informó hoy a través de su cuenta de Twitter que está distribuyendo comida caliente a 30.000 desplazados que se encuentran en la frontera de Siria con Turquía.

La organización ha empezado a levantar dos campamentos temporales a pocos centenares de metros de la frontera turca, en territorio sirio, adonde los empleados y voluntarios de IHH pueden acceder. Por su parte, el portavoz del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) en Siria, Pawel Krzysiek, dijo que su organización todavía no ha podido acceder a la zona ni entregar ayuda humanitaria debido a los combates y a la muy complicada situación de seguridad.

Según el Observatorio Sirio, aviones de combate que se cree que son rusos atacaron hoy la población de Haratin y los alrededores de los pueblos de Bashkui y Kafr Hamra, en la periferia norte de Alepo, así como los pueblos de Qabasin y Bazaa, al noreste de la ciudad y en manos del grupo terrorista Estado Islámico. El director del Observatorio precisó que no solo los bombardeos rusos están provocando la huida de los civiles de estas regiones, sino también el acoso de los yihadistas.

MS (dpa/efe)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema