1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Mensaje conciliador del Papa en Sri Lanka

La llegada del Papa Francisco fue celebrada en Sri Lanka. Los ciudadanos están convencidos de que la llegada del pontífice es una bendición para un país que comienza una nueva etapa de su historia con deudas pendientes.

El Papa Francisco aterrizó este martes (13.1.2015) en Colombio, la capital de Sri Lanka. Allí fue recibido por el nuevo presidente del país, Maithripala Sirisena, quien asumió el cargo después de ganar las elecciones de la semana pasada.

El sumo pontífice declaró en su llegada: "Todos deben ser libres para expresar sus puntos de vista. Tienen que estar preparados para aceptarse unos a otros y aceptar las diferencias."

Mañana celebrará en el gigantesco parque Galle Face, de cerca de tres hectáreas, la canonización del que será el primer santo del país, José Vaz. Se espera que más de medio millón de católicos acudan a la ceremonia, considerada por Francisco "el momento culminante" de su visita.

"Promover la dignidad humana"

El sumo pontífice pidió a los miembros de las distintas religiones que asuman su responsabilidad en el "difícil proceso de reconciliación y reconstrucción" que está teniendo lugar actualmente, después de 26 años de guerra civil que afectó al país y que finalizó en 2009.

"El trabajo de reconstrucción debe abarcar la mejora de las infraestructuras (...) pero también promover la dignidad humana, el respeto por los derechos humanos y la inclusión de todos los miembros de la sociedad", afrimó Francisco.

Está previsto que el Papa se desplace hasta el norte de la isla, donde vive la minoría tamil y donde durante años luchó por un estado propio el grupo rebelde Tigres de Liberación del Tamil Eelam. Según el Papa, para lograr la reconciliación es importante buscar la paz.

Reacciones de budistas, musulmanes y católicos

El Papa Francisco instó hoy a los líderes religiosos a que denuncien los actos de violencia que se cometan en nombre de la fe, durante el encuentro interreligioso que mantuvo en el Centro de Congresos Bandaranaike en Sri Lanka.

En una ceremonia a la que asistieron representantes de todas las confesiones religiosas presentes en Sri Lanka, en su primer día en el país, Francisco afirmó que "por el bien de la paz, nunca se debe permitir que las creencias religiosas sean utilizadas para justificar la violencia y la guerra".

Uno de los directores de la televisión budista The Buddhist, Suranimala Senaratne, declaró: "La mayor parte de la población de Sri Lanka es budista, pero desde el día en que oímos la noticia de que su santidad el Papa Francisco planeaba venir a Sri Lanka hizo a todos los sinaleses, incluyendo a los budistas, felices."

La cálida bienvenida al Papa Francisco en Sri Lanka

La cálida bienvenida al Papa Francisco en Sri Lanka

Senaratne aseguró que en Sri Lanka todo el mundo cree que la visita del Papa es una "bendición" y un "buen augurio" y subrayó la coincidencia de la visita del Papa con el inicio del gobierno de Sirisena.

Por su parte, el reverendo Priyalad Perera de la Iglesia Metodista Richmong Hill Galle, consideró la visita de Francisco "esencial" para la comunidad católica de todo el país, pero también una bendición para todos los sinaleses. "Nuestro estatus espiritual, independientemente de la religión de todo el país será bendecido", añadió.

Frente a una de las principales mezquitas de Colombo, Kollupitiya Jumma, los musulmanes que entraban y salían del templo tampoco veían con malos ojos la llegada de "un hombre santo que vela por la paz en el mundo".

"Es bueno, él es el líder espiritual de los católicos y me alegro por los católicos de Sri Lanka", dijo Inamul Hassam. Para este transportista de 35 años, "todas las religiones buscan la paz en el nombre del señor y por tanto es buena" la visita del Papa.

SZ (efe/dpa)