1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Macron presenta el mejor proyecto en el debate electoral francés

Las encuestas, sin embargo, sitúan al candidato izquierdista Mélenchon como el más convincente. Los escándalos de corrupción por los que se investiga a Fillon y Le Pen protagonizan los momentos más agrios del debate.

Durante casi cuatro horas, los once candidatos a las elecciones presidenciales francesas que celebrarán su primera vuelta el próximo día 23 de abril, participaron esta noche (04.04.2017) en un debate televisivo. La cantidad de participantes y las estrictas pautas en el uso de la palabra permitieron pocos momentos de enfrentamiento dialéctico.

Sin embargo, el 25% de los consultados en una encuesta de Elabe afirmó que el candidato izquierdista Mélenchon habría resultado el más convincente, por encima de Macron (21%) y Le Pen (11%). Respecto al programa político, en cambio, para el 23% de los espectadores el mejor es el de Macron, seguido por Mélenchon (22%), Fillon (18%) y Le Pen (15%).

Acusaciones de corrupción: todos lo hacen

Las investigaciones por corrupción de que son objeto el conservador François Fillon y la ultraderechista Marine Le Pen, pero también el pasado de banquero de negocios del socioliberal Emmanuel Macron, marcaron los momentos de mayor fricción en el debate de los candidatos presidenciales en Francia. El trostkista Philippe Poutou (al que las encuestas dan una intención de voto inferior al 1% de los sufragios), fue el que desencadenó las hostilidades al referirse al escándalo que persigue al ex primer ministro conservador: "Cuanto más se profundiza, más huele a corrupción", dijo.

Poutou acusó a Fillon y a Le Pen de "meter la mano en la caja" de los fondos públicos, a lo que esta última replicó con la que ha sido su argumentación en las últimas semanas: "Soy perseguida políticamente por unos asuntos en los que no hay la menor sombra de enriquecimiento personal". Fillon se defendió diciendo que lo de contratar a familiares como asistentes parlamentarios con dinero público lo han hecho cientos de congresistas franceses.

Macron, favorito de las encuestas, salió al paso asegurando que su actuación en el Gobierno del actual presidente, el socialista François Hollande, estuvo dominada por una "total independencia", y lanzó una puya a Fillon y a Le Pen al señalar que cuando se aspira a ser jefe del Estado "hay que empezar por respetar la justicia".

"Proteccionismo inteligente"

Macron, favorito de las encuestas, salió al paso asegurando que su actuación en el Gobierno del actual presidente, el socialista François Hollande, estuvo dominada por una "total independencia", y lanzó una puya a Fillon y a Le Pen al señalar que cuando se aspira a ser jefe del Estado "hay que empezar por respetar la justicia".

Le Pen abogó por un "proteccionismo inteligente" y tanto Macron como Fillon atacaron sus planes de sacar a Francia de la moneda única. Desataría, dijo Macron, la "guerra económica", mientras el segundo dramatizó diciendo que "el nacionalismo" por el que apuesta Le Pen "es la guerra" y que su región, Picardía, "está llena" de cementerios con víctimas de las conflictos bélicos europeos. "Usted está repitiendo las mismas mentiras que llevamos oyendo cuarenta años en boca de su padre", le espetó Macron en referencia a Jean-Marie Le Pen, fundador del Frente Nacional.

LGC (EFE/Reuters/AFP)

DW recomienda