1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Más de mil muertos en el sur de Pakistán por la ola de calor

Al menos 1.130 personas han muerto por la ola de calor -con máximas de hasta 45 grados- que ha afectado a la provincia paquistaní sureña de Sindh, donde el gobierno declaró el estado de emergencia.

La ola de calor -con máximas de hasta 45 grados- afecta desde hace seis días a la provincia paquistaní sureña de Sindh y ya dejó al menos 1.130 muertos. El Gobierno declaró este jueves (25.6.2015) el estado de emergencia y el Ejército desplegó operativos de rescate.

El secretario de Salud del Gobierno regional de Sindh, Said Mangnejo, dijo hoy que en Karachi, la ciudad más populosa del país y su centro financiero, han muerto desde el viernes 1.100 personas y 30 perecieron en otras zonas de la provincia.

Según el diario Dawn, 40.000 personas han sido tratadas en los hospitales de Karachi por golpes de calor y cientos de ellas continúan hospitalizadas. Un gran número de los casos de personas fallecidas son personas de más de 60 años y trabajadores que desempeñaban su tarea al aire libre.

Centros de atención en Karachi

El Ejército paquistaní ha establecido 29 centros en Karachi, una ciudad de cerca de 20 millones de habitantes, y otras zonas de Sindh para atender a las personas afectadas por el calor, mientras que la Autoridad Nacional de Gestión de Desastres ha situado tanques de agua en la urbe. Tras máximas de 45 grados durante el fin de semana, los termómetros han bajado hoy hasta los 36, aunque el clima permanece húmedo, dijo un miembro del Departamento Meteorológico de Pakistán, Mohamed Faruq.

Esta ola de calor en Pakistán ha coincidido con el comienzo el pasado viernes del Ramadán, la festividad más sagrada para los musulmanes y que establece la no ingesta de alimentos y bebidas entre el alba y el ocaso durante un mes.

El Comité Central del Ruet-e-Hilal de Karachi, organismo religioso que determina las fechas del Ramadán, emitió ayer una fetua en la que permite la ruptura del ayuno debido a la ola de calor. Las olas de calor son frecuentes en el subcontinente indio en los meses de mayo y junio, que preceden a la llegada de las lluvias del monzón.

CP (efe, dpa)