Las FARC admiten que tienen en su poder a general colombiano | América Latina | DW | 18.11.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Las FARC admiten que tienen en su poder a general colombiano

La guerrilla de las FARC admitió hoy que tiene en su poder al general colombiano Rubén Darío Alzate, cuya desaparición llevó al presidente Juan Manuel Santos a suspender el domingo el proceso de paz.

El general Alzate, comandante de la Fuerza de Tarea Titán del Ejército, fue interceptado por integrantes del frente 34 de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) cuando visitaba con un cabo y una abogada de su unidad militar un caserío próximo a Quibdó, capital del departamento de Chocó (noroeste).

El bloque "Iván Ríos" de las FARC, al cual pertenece el frente 34, expidió este martes (18.11.2014) un comunicado para señalar que tiene en sus manos al general Alzate, al cabo Jorge Contreras y a la abogada Gloria Urrego, a quienes respetará "la vida e integridad física y moral".

Según el frente guerrillero, los tres se desplazaban el domingo en una embarcación por el río Atrato, cuando fueron interceptados en uno de los "retenes móviles" que las FARC realizan en esa región, cerca de la frontera con Panamá.

"Una vez identificados plenamente, pese a vestir ropas civiles, los tres fueron capturados por nuestras unidades, en razón a que se trata de personal militar enemigo, que se mueve en ejercicio de sus funciones, en área de operaciones de guerra", expresó el bloque "Iván Ríos".

"Grandes cuentas pendientes"

La célula de las FARC señaló que Alzate tiene "grandes cuentas pendientes con la justicia popular" y que su caso "amerita un detenido examen en el que habrá que balancear muchas cosas". “Respetamos la vida e integridad física y moral de nuestros prisioneros y estamos plenamente dispuestos a garantizarlo hasta donde nos sea permitido por la ira estatal. Las cárceles del país están hacinadas de prisioneras y prisioneros políticos y de guerra. La solución a los grandes males que padece nuestra patria tiene que ser la del diálogo, siempre hemos estado dispuestos a ello. Sin imposiciones, respetando la condición política y personal de los adversarios", agregó el pronunciamiento.

Primero, un desmentido

El equipo negociador de las FARC había dicho en La Habana poco antes de conocerse el comunicado del bloque "Iván Ríos" que recibía con sorpresa la decisión del gobierno de suspender el diálogo y que aún no tenía plena confirmación de que alguna de sus unidades tuviese en su poder al general y sus acompañantes.

El bloque guerrillero finalizó su comunicado diciendo que está subordinado a las decisiones que adopten las instancias superiores de las FARC. Uno de los negociadores de las FARC, alias "Pastor Alape", dijo en La Habana que su grupo se siente sorprendido por la decisión de Santos porque es el propio gobierno el que se ha negado desde el comienzo del diálogo a considerar una tregua bilateral. "El proceso de paz (...) no puede arriesgarse con determinaciones impulsivas", dijo el líder insurgente, que acusó también al gobierno de "insensatez" por negarse a la tregua.

Juan Manuel Santos: "compromiso de FARC puesto a prueba"

Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, durante conferencia de prensa, el domingo 16/11/2014.

Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, durante conferencia de prensa, el domingo 16/11/2014.

Santos ordenó a sus delegados el domingo en la noche que no viajaran el lunes a La Habana para el inicio de un nuevo ciclo de conversaciones dentro del proceso de paz hasta aclarar el caso del general Alzate.

El jefe de Estado reiteró la víspera en una alocución que las conversaciones se mantendrán suspendidas hasta que las FARC liberan a Alzate y sus dos acompañantes, así como a dos militares retenidos la semana pasada tras un combate en el departamento de Arauca (noreste). "Mientras esta situación no se solucione, les he reiterado a los negociadores del gobierno que no podrán viajar a La Habana para reanudar las conversaciones", dijo Santos, quien pidió a las FARC "demostrar su voluntad de paz con acciones y no sólo con palabras".

"El compromiso de las FARC está puesto a prueba. De su decisión depende seguir avanzando hacia el fin del conflicto y la reconciliación", recalcó.

Se trata de la segunda interrupción del proceso de paz, que empezó en octubre de 2012 en Noruega, pues en agosto de 2013 hubo una suspensión a causa de la molestia que causó a las FARC un proyecto del gobierno que busca refrendar un eventual acuerdo final.

CICR asegura estar listo para mediar en secuestro

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) aseguró hoy estar listo para mediar en la liberación del general Rubén Darío Alzate, que fue secuestrado el domingo por las FARC en el noroeste de Colombia.

La portavoz del CICR en Colombia, Patricia Rey, dijo en varias emisoras que la experiencia de esta organización les avala y que los protocolos para este tipo de situaciones ya están activados.

"Independientemente de quién sea la persona que estamos facilitando para la liberación, el Comité tienen mucha experiencia en este tipo de operaciones, fueron 25 las liberaciones que coordinamos el año pasado y conocemos perfectamente los protocolos", afirmó.

CP (efe, afp, rtr, El Espectador)