1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

La ultraderecha amenaza a periodistas en República Dominicana

En República Dominicana, cuatro renombrados periodistas fueron amenazados de muerte por grupos de extrema derecha por defender los derechos de los descendientes de haitianos. Deutsche Welle habló con dos de ellos.

Juan Bolívar Díaz, periodista dominicano, amenazado de muerte por grupos de ultraderecha.

Juan Bolívar Díaz, periodista dominicano, amenazado de muerte por grupos de ultraderecha.

Cuatro periodistas de larga trayectoria en República Dominicana - Juan Bolívar Díaz, Luis Eduardo “Huchi” Lora, Amelia Deschamps y Roberto Cavada- recibieron amenazas de muerte por defender los derechos de los descendientes de haitianos. Son acusados de “traición a la patria”, entre otros, por el partido de ultraderecha Fuerza Nacional Progresista (FNP). “Ese es uno de los grupos minoritarios ultranacionalistas y racistas que postulan que todos los que no estén de acuerdo con su visión de la inmigración es enemigo de la patria”, dijo Juan Bolívar Díaz en entrevista con DW. Bolívar Díaz trabaja en el telediario de Canal 2 desde hace 29 años, además de ser analista político del periódico Hoy, y tiene más de 45 años en los medios. Dijo que defiende los derechos de los dominicanos de ascendencia haitiana "sistemáticamente" desde que se comenzó a excluirlos, en 2005. En República Dominicana “hay una mezcla de xenofobia y racismo, ya que muchos rechazan a los haitianos porque son negros”, señala. También han amenazado de muerte a Fausto Rosario, director del importante periódico digital Acento.com, añade.

No estoy armado y no voy a callarme la boca, dijo Juan Bolívar Díaz a DW.

"No estoy armado y no voy a callarme la boca", dijo Juan Bolívar Díaz a DW.

En 2004, el gobierno del expresidente Leonel Fernández derogó leyes que permitían obtener la ciudadanía a las personas de origen haitiano nacidas en República Dominicana a fin de frenar la inmigración desde Haití. Una decisión del Tribunal Constitucional impulsó su aplicación en forma retroactiva en 2013, y así miles se vieron despojados de la nacionalidad. “Eso fue una barbaridad jurídica”, dice Bolívar Díaz. Compelido por la presión internacional, el gobierno actual de Danilo Medina tomó diversas medidas para intentar revertir la ley, pero, en la práctica, se les sigue negando la nacionalidad.

Sin respuestas de la Justicia dominicana

“Nunca ha habido una respuesta de la Justicia ni del gobierno a las dos querellas judiciales que hemos presentado”, explica. El gobierno no ha tomado postura ante las amenazas ni ha desautorizado públicamente a los grupos ultranacionalistas. Según él, el partido FNP “es aliado del partido del gobierno y está vinculado estrechamente a él”. “Esos grupos son tan extremistas que incluso amenazaron al presidente de la República”, dijo, por su parte, “Huchi” Lora, de Canal 11, desde Santo Domingo a Deutsche Welle. Y agregó que "su fin es instaurar un régimen autoritario."

Tanto en los partidos de extrema derecha Red Nacional por la Defensa de la Soberanía como en el Movimiento Patriótico Independiente y en el FNP “hay personas que tuvieron cargos en el gobierno anterior y aún sigue controlando el país”, agrega Lora. Según él, hay una pugna dentro del gobierno por perpetuarse en el poder. Danilo Medina reformó la Constitución para postularse a un segundo mandato, y “ha tratado de desvincularse de esos grupos de ultraderecha, pero en su gobierno hay muchas personas que comparten esos puntos de vista”, asegura Juan Bolívar Díaz.

Sociedad dividida

Frontera entre Haití y República Dominicana.

Frontera entre Haití y República Dominicana.

La defensa de los derechos humanos y civiles de los dominicanos de ascendencia haitiana es un tema que divide a la sociedad en República Dominicana. “Y el gobierno es corresponsable de lo que está sucediendo”, subraya el periodista. “Esos grupos tratan de callar nuestras voces, de amedrentarnos, porque somos periodistas críticos, pero no lo van a lograr”, subraya “Huchi” Lora.

Ninguno de los dos periodistas acepta custodia policial, y ambos siguen realizando su tarea como siempre. “No tengo miedo”, dijo Luis Bolívar Díaz. “Estoy solo y no estoy armado. Pueden hacer lo que quieran, pero no voy a callarme la boca.” Huchi Lora, que dijo haber sido perseguido en muchas oportunidades, también recalcó que “no piensa dejarse amedrentar”. “Este ataque no es solo contra periodistas, sino contra toda la sociedad dominicana”, concluyó Bolívar Díaz.