1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

La OCDE rebaja pronóstico de crecimiento para 2016

La OCDE revisó hoy sus perspectivas de crecimiento para la economía mundial ligeramente a la baja para este año y de forma algo más pronunciada para 2016, por debilidad de algunos países emergentes.

En su informe interino de septiembre, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) prevé que la economía mundial crecerá un 3,0 por ciento este año y un 3,6 por ciento el próximo. La entidad redujo sus previsiones remitiéndose principalmente a la ralentización en las economías de países emergentes como China y Brasil.

La OCDE incrementó no obstante sus estimaciones sobre la expansión de la economía estadounidense hasta el 2,4 %, cuatro décimas más de lo que había augurado en junio. Para el 2016, en cambio, rebajó levemente las expectativas.

La eurozona

También revisó positivamente, pero de forma más tímida (una décima más que antes del verano), sus cálculos sobre la zona euro hasta el 1,6 % gracias a la evolución más favorable en algunos de los países más afectados por la crisis financiera.

A pesar de eso, la zona euro sigue en baja forma. Los autores del estudio consideran que se habría podido esperar una tasa de progresión más elevada teniendo en cuenta una serie de factores muy beneficiosos, como el bajo del precio del petróleo, la depreciación del euro y unos tipos de interés bajos a largo plazo.

China preocupa

China se perfila como la principal fuente de preocupación si su ralentización es más acusada de lo esperado. La OCDE estima que, después del 7,4 % en 2014, su PIB subirá un 6,7 % este año (es decir una décima menos de lo previsto en junio) y un 6,5 % en 2016 (dos décimas menos).

Si esa desaceleración fuera más pronunciada y estuviera acompañada de turbulencias financieras en reacción a posibles subidas de tipos de interés (especialmente en Estados Unidos), eso podría tener repercusiones sobre la economía global, y en particular sobre algunos de los otros emergentes.

Brasil en problemas

De entrada, hay dos de ellos -fuertemente dependientes de las exportaciones de materias primas, cuyos precios se han hundido- que están sufriendo recesiones: Rusia y Brasil. En el caso de Brasil, los autores del informe prevén un descalabro del PIB del 2,8 % en 2015, es decir, dos puntos de descenso más de lo que estimaban en junio. Además, ya no confían en una recuperación en 2016, sino en un nuevo recorte de la producción brasileña del 0,7 %.

El único que se salva de este escenario de empeoramiento entre los grandes emergentes es India, que debería mantener su expansión: el 7,2 % de 2014 se repetirá en 2015 y en 2016 (7,3 %).

ER (efe, Reuters)