1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Jamenei acepta acuerdo nuclear, pero pone condiciones

El líder supremo de Irán, ayatollá Alí Jamenei, aceptó hoy poner en marcha el acuerdo nuclear, si bien impuso condiciones al Gobierno de Hasán Rohaní para su aplicación.

Jamenei, máxima figura política y religiosa de Irán, se expresó sobre el acuerdo alcanzado con las potencias del Grupo 5+1 (EEUU, Francia, Rusia, China, Reino Unido y Alemania), en una nota dirigida a Rohaní en la que le exigió cumplir con ciertas medidas para superar "las ambigüedades y los puntos débiles estructurales" del pacto, cuyas primeras medidas comenzaron a aplicarse el pasado día 18.

Esta es la primera ocasión en la que Jamenei se expresa de forma tan directa sobre el acuerdo, cuya aprobación había dado de forma tácita en varias ocasiones desde que se anunció su consecución el pasado julio pero sobre cuyo contenido no se había pronunciado directamente.

Según la nota difundida en su página web, Jamenei agradeció en primer lugar tanto los esfuerzos del equipo negociador nuclear como de los diputados que revisaron y votaron a favor del acuerdo la semana pasada. Sin embargo, señaló que, desde su punto de vista, el acuerdo contiene "muchos aspectos" que pueden causar daño a la República Islámica con su aplicación "en caso de que tanto en el presente como en el futuro no haya una estricta y constante vigilancia sobre el mismo".

Las condiciones de Jamenei

Así, el líder exigió que, para poner en marcha cualquier medida, los países implicados deben eliminar las sanciones económicas contra Irán y ofrecer "firmes y suficientes garantías" de que éstas han sido "completamente levantadas". "Cualquier comentario que sugiera que la estructura de las sanciones permanecerá en su lugar o que nuevas sanciones serán impuestas, a cualquier nivel y bajo cualquier pretexto, será una violación del acuerdo", añadió.

Además, Jamenei apuntó que Irán no tomará ninguna medida para modificar la planta nuclear de Arak, una de las previsiones claves, hasta que se haya firmado un "contrato definitivo y seguro" sobre el plan alternativo para la central. Del mismo modo, la eliminación de las reservas de uranio enriquecido de Irán solo tendrán lugar cuando "haya un acuerdo firme y garantizado" para su venta a terceros países, lo que se producirá "gradualmente y en varios momentos".

Todo esto además deberá ser supervisado y aprobado en cada paso por el Supremo Consejo Nacional de Seguridad, el máximo organismo de defensa del país, que deberá establecer un comité de expertos.

Supervisión internacional

El pasado domingo 18, tanto el presidente de EEUU, Barack Obama, como la Unión Europea (UE) comenzaron a levantar la estructura de las sanciones económicas que mantienen sobre Irán, sanciones que no desaparecerán hasta que se haya verificado que ese país cumple sus compromisos en materia nuclear.

Según el acuerdo, el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) será el encargado de confirmar si Irán cumplió con su parte del pacto, que requiere una sustancial limitación de su programa atómico y someterse a estrictas inspecciones para garantizar que no se desvía de fines pacíficos.

ER (efe, afp)

DW recomienda