1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

La prensa opina

"Huracanes y embarazos"

La convención del Partido Republicano está ahora en la mira de los editoriales de la prensa europea, que difieren en sus apreciaciones sobre el efecto que tendrán las revelaciones sobre la compañera de fórmula de McCain.

default

Sarah Palin está dando mucho que hablar.

El País, de Madrid: “Al final, la fuerza del huracán Gustav ha sido menor que las previsiones anunciadoras de otras catástrofes como la del Katrina hace tres años, que causó más de un millar y medio de muertos y arrasó Nueva Orleans. Puede respirar tranquilo el senador McCain, a pesar de que el suceso ha hecho trastocar por completo la agenda de la convención republicana, que se abrió sin ruido ni confetis el lunes por la noche en Saint Paul (Minnesota). (...) La atención gira en torno a Sarah Palin, la joven gobernadora de Alaska a la que McCain ha escogido como vicepresidenta. Palin, que militó en un partido independentista del Estado norteño, tiene firmes ideas contra el aborto y a favor de la pena de muerte y las armas. Quizá su postura antiabortista fue lo que llevó al equipo de McCain a preferirla antes que a otros. Desde su designación, el tique republicano ha recaudado más dinero. Y el hecho de que su hija mayor, de 17 años, esté embarazada, quiera contraer matrimonio con el padre de la criatura y dar a luz ha granjeado más simpatía que rechazo entre los más conservadores, aunque ha desconcertado a todos”.

Revuelo en torno a Palin

Handelsblatt, de Düsseldorf: “Si las revelaciones sobre la gobernadora de Alaska se siguen multiplicando con la velocidad con que lo han hecho al inicio de esta semana, la racha de suerte de John McCain podría terminar tan rápidamente como comenzó. Desde ya se discute acaloradamente sobre cuánto se examinó a Sarah Palin (antes de nombrarla candidata a la vicepresidencia) y justamente eso es lo que puede perjudicar a McCain. Si llegara a tener que retirar la postulación de Palin, sería nada menos que una catástrofe. Esto ya ocurrió una vez: en 1972, el demócrata George McGovern tuvo que retirar la candidatura de su vice Thomas Eagleton después de dos semanas, cuando se supo que éste había padecido depresiones. Finalmente, la elección la ganó Richard Nixon.”

Candidatos “parecidos”

La Croix, de París: “Francia y parte de Europa han caído en una ‘Obamanía’ y atribuyen al candidato presidencial demócrata cualidades que quizás incluso tenga. Pero, como cualquier presidente, también el se vería confrontado con la ‘realpolitik’. Una superpotencia tiene que mostrar sus músculos en algún momento. (...) Ambos candidatos a la presidencia muestran dos caras de Estados Unidos que se asemejan más de lo que los franceses quisieran creer. Para ambos, la primera tarea radicará en superar la era Bush. Y eso ya es un desafío capital”.

Las secuelas de “Gustav” en Nueva Orleans La Repubblica, de Roma, se ocupa entretanto de la situación imperante en Nueva Orleans: Los diques han resistido, Nueva Orleans se ha salvado. Pero al menos hasta este miércoles será una ciudad fantasma. (...) En las próximas semanas se verá si la costa del Golfo de México seguirá perdiendo habitantes, que están hartos de vivir en una zona tan peligrosa y tener que escapar cada vez que algo ocurre, para luego reconstruirlo todo. Después de “Katrina”, el 40 por ciento de los habitantes de Nueva Orleans no regresó a su ciudad”.