1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

"Hoy no hay Grexit, quizá más tarde"

Economistas alemanes califican los acuerdos entre Grecia y el Eurogrupo con cautela. Ven una eurozona dividida y no descartan que Grecia la abandone en algún momento.

El acuerdo con Grecia no ha sido visto con unanimidad por parte de los economistas. El trato es una “postergación de la insolvencia”, aclaró el presidente de la Asociación de Empresas Familiares, Lutz Goebel, a la agencia de prensa Reuters. “Solo se lanza más dinero al fuego”, añadió. Los contribuyentes eruopeos son principalmente quienes sufren el acuerdo acordado. “Se les obligaría otra vez a comprar un poco de tiempo por mucho dinero”, según Goebel.

Marcel Fratzscher, presidente del Instituto Alemán de Investigación Económica, se muestra también cauteloso. Es muy pronto para considerar el acuerdo como un éxito. Se trata meramente de un primer paso para frenar la caída en espiral económica de Grecia. Siguen habiendo incógnitas: cómo pretende Grecia ser solvente, cómo será la reestructuración del sistema bancario y cómo se impulsará el crecimiento. Fratzscher califica de positivo el resultado: “El acuerdo es un buen resultado para Europa y Alemania”.

#bild#

Duras medidas

Grecia tiene que cumplir ahora. El miércoles (15.07), el Parlamento debe unificar el IVA y aumentar las bases de estimación, implementar recortes en el sistema de pensiones y la independencia de la Administración de Estadística Elstat. Además debe crear una “reducción de gastos semiautomática” en caso de que el gobierno no cumpla con las ambiciosas metas de ahorro. Para el año 2018 se debería garantizar el 3,5 % de excedente fiscal primario.

Para el miércoles (22.7.), el Parlamento debe imponer la directiva europea sobre Resolución Bancaria (por sus siglas en inglés BRRD), que aporta las normas para el desarrollo y saneamiento de institutos de crédito y empresas de inversión. Además, Grecia debe liberalizar aún más su economía, los negocios deben poder abrir los domingos. Hay sobre todo dos condiciones dolorosas para Grecia. La primera, la permanencia del FMI como parte de las denominadas “instituciones”, lo que proporcionaría más autoridad a los acreedores. La segunda, la creación de un fondo fiduciario al que irían a parar los activos públicos para su posterior privatización. Así se lograrían 50.000 mil millones de euros y la reducción de la deuda griega.

Imagen de archivo sobre la conferencia de prensa tras el acuerdo aprobado por la UE y Grecia.

Imagen de archivo sobre la conferencia de prensa tras el acuerdo aprobado por la UE y Grecia.

“Aviso para Europa”

El acuerdo es un “aviso para Europa”, aparece en una declaración de la Asociación Bancaria de Alemania. “No se trata ni de Alemania ni de Grecia, sino de que la Unión Europea sea capaz de encontrar soluciones en común”, especificó dicha asociación.

Por otro lado, el economista jefe del Commerzbank, Jörg Krämer, piensa que Europa está dividida. Alemania y los países del norte europeo desean una unión monetaria, como se estipula en el Tratado de Maastricht, es decir, con finanzas estatales sólidas, mercado económico y un Banco Central independiente. Los países del sur, por el contrario, y liderados por Francia apuestan por una moneda única sin normas presupuestarias y un Banco Central, que sea independiente de la política. Estas diferencias tendrían, a la larga, consecuencias, según Krämer.