1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Gobierno alemán cesa al fiscal general por la investigación a un blog

En medio de la polémica por la investigación abierta a un blog periodístico por presunta "alta traición", el ministro alemán de Justicia, Heiko Maas (foto), cesó al fiscal general, Harald Range.

Ministro alemán de Justicia, Heiko Maas: Mi confianza en el trabajo del fiscal está rota de manera irreparable.

Ministro alemán de Justicia, Heiko Maas: "Mi confianza en el trabajo del fiscal está rota de manera irreparable".

Maas calificó de "falsa" la impresión que, según él, ha transmitido Range a la opinión pública de que el ministerio de Justicia habría interferido en las investigaciones contra el conocido portal político Netzpolitik.org, ordenando –con presunto conocimiento previo de sus resultados– cancelar la evaluación externa que las avala.

"Mi confianza en el trabajo del fiscal está rota de manera irreparable", dijo el ministro, para añadir que, por lo tanto, Range es cesado en el cargo y pasa a la jubilación anticipada, en una decisión adoptada de acuerdo con el Gobierno alemán. Maas recomendó además como sustituto al fiscal de Múnich Peter Frank, algo que aún debe aprobar el Bundesrat (Cámara Alta del Parlamento alemán).

Fiscal general, Harald Range: es un ataque inaceptable a la independencia de la Justicia.

El Fiscal general, Harald Range habló de "un ataque inaceptable a la independencia de la Justicia".

Horas antes, Range había criticado duramente al gobierno alemán por interferir en sus investigaciones contra Netzpolitik.org, acusado de publicar documentos que contendrían secretos de Estado. El ahora ex fiscal general afirmó ante los medios que "influir en las investigaciones porque el posible resultado parece políticamente poco oportuno es un ataque inaceptable a la independencia de la Justicia".

¿Interferencia política?

La fiscalía decidió abrir una investigación contra la plataforma de internet después de que el presidente del servicio de inteligencia interior, Georg Maassen, denunciara a Netzpolitik.org –un portal de noticias premiado por sus campañas por las libertades civiles en el mundo digital– por "alta traición".

El blog fue investigado bajo sospecha de haber publicado fragmentos de documentos clasificados como confidenciales sobre los planes del servicio de inteligencia de ampliar su vigilancia en Internet dentro del país. Las fuertes críticas obligaron al fiscal a suspender momentáneamente las investigaciones.

Range indicó que pidió una evaluación externa para comprobar si se trataba en efecto de un caso de revelación de secretos de Estado. Este extremo, que según Range fue confirmado por el perito el lunes (3.08.2015), avala la investigación contra la plataforma. "Informé al Ministerio de Justicia del análisis del perito independiente. Sin embargo, se me ordenó detener de inmediato este informe y cancelar el pedido del mismo. Yo acaté la orden", explicó.

¿En defensa de la libertad de prensa?

Range insistió en que "la independencia de la Justicia está tan protegida por la Constitución como la libertad de prensa y expresión". El ministro de Justicia, por su parte, se defendió asegurando que acordó "conjuntamente" con Range cancelar la evaluación externa, antes de que se conociera detalle alguno de sus ahora disponibles conclusiones.

El despido de Range, en medio de este intercambio de acusaciones con Maas, llegan un día después de que el gobierno alemán tomara distancia y cuestionara la acusación de alta traición contra el conocido portal, posicionándose en defensa de la libertad de prensa. El propio ministro de Justicia, Heiko Maas, se distanció del fiscal.

Los medios y muchos políticos alemanes reaccionaron indignados contra Range, al tiempo que la mayoría de los medios y analistas dudan del desconocimiento que el Gobierno alemán, especialmente la cartera de Justicia, asegura haber tenido del avance de estas investigaciones contra el medio involucrado y dos de sus periodistas.

El pulso entre el fiscal y el actual ministro de Justicia ha desatado un debate en Alemania acerca de la independencia del poder judicial. Desde la Federación Alemana de Jueces se expresó este martes el respaldo al fiscal y el rechazo a toda injerencia política en su tarea, mientras que desde el ámbito político se recordaba su vinculación directa al Ejecutivo (el puesto está adscrito al Ministerio de Justicia).

RML (efe, tagesschau, dpa)