1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Francia y Alemania piden enmiendas a plan para refugiados

Ambos gobiernos piden a la Comisión Europea un reparto más justo, teniendo en cuenta los esfuerzos en la materia de cada Estado.

Mediante un comunicado conjunto, los ministros del Interior de Francia y Alemania se quejaron este lunes (01.06.2015) del plan de redistribución de refugiados propuesto la semana pasada por la Comisión Europea. Si bien ambos países se han mostrado a favor de la iniciativa, y Alemania es de hecho el país que más acoge refugiados en Europa, exigieron un plan que considere el problema global de la inmigración.

Además, pidieron un reparto más equitativo de los 40.000 refugiados que 23 de los 28 estados de la Unión Europea recibirán, la mayoría de los cuales deberá, según el plan original, llegar a España, Polonia, Francia y Alemania. Por ellos, los titulares de Interior francés, Bernard Cazeneuve, y alemán, Thomas de Maizière (ambos en la foto), pidieron que el reparto por cuotas “deberá antes que nada tener mejor en cuenta los esfuerzos ya efectuados por los Estados miembros” en mecanismos de protección y asistencia, así como la admisión humanitaria.

Cazeneuve y De Maizière recordaron que actualmente cinco Estados (Francia, Alemania, Suecia, Italia y Hungría) cargan con el 75 por ciento de los demandantes de asilo, por lo que insistieron en que “esa situación es insostenible” y en que el nuevo dispositivo debe ser "justo”, pero también debería ser “temporal y excepcional y formar parte de un enfoque global sobre la inmigración”.

Reforzar Frontex

El plan, que busca aliviar la carga de refugiados que han llegado a Grecia e Italia, fue presentado en Bruselas la semana pasada y prevé que los contingentes sean repartidos en base a cálculos que incluyen factores como población, tasa de desempleo y riqueza. Los ministros de Alemania y Francia también sostienen que los países ribereños del Mediterráneo, que reclaman una mayor solidaridad, deben aplicar, con el apoyo del presupuesto europeo, “todas las medidas necesarias para reforzar la vigilancia de las fronteras exteriores”.

Cazeneuve y De Maiziere llamaron además a establecer centros conjuntos de ingreso de inmigrantes para procesar rápidamente las solicitudes y devolver a sus países a aquellos que no cumplan los requisitos. Asimismo abogaron por reforzar la agencia fronteriza Frontex y estrechar la cooperación con los países de origen. Proponen además que Frontex apoye a los países que hagan frente a “un flujo excepcional de inmigrantes irregulares”.

DZC (dpa, EFE)