Finlandia y Europa buscan explicaciones a la tragedia | Política | DW | 23.09.2008
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

Finlandia y Europa buscan explicaciones a la tragedia

Una masacre en un centro de estudios en Finlandia conmocionó al país y a Europa, expertos buscan explicaciones a un crimen que dejó su rastro en internet y que tiene como protagonista a un joven que se sentía perdedor.

default

Conmoción en Finlandia.


El atentado perpetrado por un joven de 22 años en el centro de estudios de la pequeña localidad de Kauhajoki, que dejó un saldo de once estudiantes muertos, conmocionó nuevamente a Finlandia. “Vivo solo con mi gato y no quiero tener hijos”, escribió en un foro en Internet Matti Juhani S., aparentemente un tranquilo huésped de la residencia estudiantil en la localidad finlandesa de Kauhajoki.

Antes de que el martes entrara enmascarado y armado en su escuela de formación profesional y asesinara a diez de sus compañeros, ya había dejado rastro de una personalidad conflictiva en Internet. En su perfil podían verse videos disparando en dirección a la cámara mientras decía en inglés: “tu serás el próximo”. Incluso en un foro Internet anunció una “Masacre de Kauhajoki”.

Sin embargo nadie sospechó de sus intenciones, ni sus compañeros que lo describen como un joven retraído que tocaba la batería en su habitación, ni el agente de policía que conversó con él un día anterior en torno a sus videos en Internet, que llamaron la atención de las fuerzas de seguridad. El oficial no encontró motivos para retirar al joven la licencia de una pistola semiautomática calibre 22. Después de acribillar a sus compañeros Matti Juhani se disparó en la cabeza y murió horas después en el hospital a donde había sido trasladado.

La historia se repite

En ese país, uno de los más septentrionales de Europa se produjo en noviembre pasado una masacre similar cuando un muchacho de 18 años mató a tiros a seis estudiantes, a la rectora y a una enfermera en una escuela cerca de la localidad de Jokela y luego se suicidó. El joven agresor también anunció él mismo la masacre que cometería por Internet. Aquel ataque al igual que ahora, desató peticiones masivas de un endurecimiento de las leyes de posesión de armas por parte de la opinión pública.

En Alemania los sucesos recuerdan la tragedia de Erfurt ocurrida en el 2002, cuando un ex –alumno del Instituto Johannes Gutenberg irrumpió vestido como un combatiente Ninja y asesinó a 16 personas, la mayoría maestros, para suicidarse después. Nuevamente se busca una explicación a lo inexplicable.

¿Fueron los videos de violencia o las relajadas leyes de posesión de armas? ¿O fue tal vez el sistema escolar que convierte a los jóvenes en terroristas potenciales? Si se echa una mirada a los atentados cometidos en escuelas y centros de enseñanza superior casi siempre tienen como protagonistas hombres jóvenes que se sienten perdedores. A menudo son fuertes consumidores de juegos y videos de violencia y por lo general anuncian sus intenciones de alguna manera, casi siempre a través de Internet.

Aunque un atentado en una escuela no se puede evitar por completo, en un país donde los jóvenes pueden portar armas es más probable que ocurran este tipo de tragedias.

DW recomienda