1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

Doce países del Pacífico firman histórico acuerdo comercial

Estados Unidos, Japón, Perú, Chile y México, entre otros, firmaron un pacto que reducirá las barreras arancelarias y establecerá estándares comunes.

Luego de maratónicas negociaciones en Atlanta, Estados Unidos, doce países de la cuenca del Pacífico firmaron este lunes (05.10.2015) el histórico Acuerdo Estratégico Trans-Pacífico de Asociación Económica (TPP, por sus siglas en inglés), un pacto amplio de liberalización comercial que podría remodelar las industrias de los países firmantes e influir desde los precios del queso hasta el costo de los tratamientos contra el cáncer.

El acuerdo, que reducirá las barreras arancelarias, establecerá estándares comunes, afectará al 40 por ciento de la economía mundial y ha sido motivo de controversia en los países firmantes, debido a que podría afectar a determinados sectores productivos y a que las conversaciones se llevaron adelante en estricto secreto. Las negociaciones, que en total duraron más de cinco años, incluyeron a Estados Unidos, Japón, Perú, México, Chile, Singapur, Brunéi, Australia, Canadá, Malasia, Nueva Zelanda y Vietnam.

Ver el video 01:02

Luz verde al acuerdo TPP

El TPP es el más ambicioso acuerdo comercial jamás alcanzado y tiene importancia económica, pero también geopolítica. Estados Unidos, impulsor del tratado, busca contrarrestar la influencia china en Asia. “Tras más de cinco años de intensas negociaciones, hemos alcanzado un acuerdo que reforzará el trabajo, el crecimiento sostenible, promoverá el desarrollo inclusivo y la innovación en toda la región Asia-Pacífico”, dijeron en un comunicado conjunto los ministros de comercio de los doce países.

Que China no escriba las reglas

El acuerdo “refleja los valores de Estados Unidos y da a nuestros trabajadores una oportunidad para lograr el éxito que merecen”, dijo Obama en un comunicado. “Cuando más del 95 por ciento de nuestros potenciales consumidores vive fuera de nuestras fronteras, no podemos dejar que China escriba las reglas de la economía mundial”, agregó el mandatario estadounidense, quien ahora deberá convencer a los parlamentarios para que aprueben el pacto. En el Congreso hay todavía cierto escepticismo sobre los alcances del acuerdo.

El ministro de Economía de México, Ildefonso Guajardo, afirmó en un comunicado que se trata de un acuerdo “histórico” que fue posible “gracias a la voluntad política, pragmatismo y flexibilidad de cada una de las partes involucradas”. El canciller de Chile, Heraldo Muñoz, en tanto, aseguró que su país negoció “con vigor y firmeza” para resguardar “todas las áreas sensibles” para el país. “Estamos satisfechos con el resultado”, agregó.

DZC (Reuters, EFE, dpa)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema