1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Detectan a extremistas en el Ejército alemán

Hay un proyecto de ley, que se pretende que entre en vigor en julio de 2017, mediante el cual todos los aspirantes a soldados serían sometidos a un control exhaustivo.

Los servicios secretos militares alemanes, conocidos por el acrónimo MAD, han detectado una veintena de islamistas radicales infiltrados en el Ejército. Además, estudia otros 60 posibles casos. Es lo que hoy (05.11.2016) aseguran los periódicos pertenecientes al grupo mediático Funke. Se sabe, además, que 30 veteranos de la Bundeswehr, el Ejército alemán, viajaron a Siria e Irak. Según declaró el MAD a la red de medios, la organización yihadista Estados Islámico se dirige de manera selectiva a antiguos soldados y anima también a sus simpatizantes a dejarse reclutar por la Bundeswehr, con el fin de recibir instrucción en el manejo de armas.

"En general, existe el temor a que extremistas dispuestos a emplear la violencia respondan a la propaganda" de los yihadistas, advierten los servicios secretos. Según precisó un portavoz del MAD, "se conocen solicitudes aisladas de aspirantes que se interesan de manera llamativa por el servicio en la Bundeswehr, expresan su deseo de compromiso de unos pocos meses y se interesan expresamente por una instrucción intensiva en el manejo de armas y equipamiento". 

Control exhaustivo para todos los aspirantes

Esta previsto que el jueves próximo el Bundestag, la Cámara Baja del Parlamento alemán, debata sobre un proyecto de ley que la ministra de Defensa, Ursula von der Leyen, quiere que entre en vigor el 1 de julio de 2017. La medida contempla un control exhaustivo de seguridad de cada persona que aspire a ingresar en las filas del ejército.

Actualmente, solo son sometidos a controles los soldados sobre los cuales existen indicios de posibles intenciones delictivas anticonstitucionales, aquellos que tienen acceso a información confidencial y los que trabajan en instalaciones susceptibles de ser objeto de sabotaje.

El MAD realiza anualmente 50.000 inspecciones, pero la gran mayoría de los 177.000 soldados profesionales nunca han sido sometidos a un examen. La entrada en vigor de la nueva ley supondría alrededor de 20.000 controles adicionales al año, cifra correspondiente a la de nuevos reclutas. El Gobierno de Angela Merkel decidió en 2011 la suspensión del servicio militar obligatorio, en aras de una reforma de las fuerzas armadas y una reducción paulatina de sus efectivos, de los 240.000 de entonces a un máximo de 185.000.

MS (dpa/efe)

DW recomienda